Aston Martin DB5 125 No Time To Die. Un juguete tan exclusivo como caro
JUNTO A LITTLE CAR COMPANY

Aston Martin DB5 125 No Time To Die. Un juguete tan exclusivo como caro

No Time To Die es como se llama la última entrega del famoso espía británico 007, la cual está a punto de llegar a la gran pantalla. Y para celebrarlo, Aston Martin y Little Car Company han desarrollado este DB5 tan especial.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

24 de Septiembre 2021 21:00

Comparte este artículo: 0 0

La película número 25 de la mítica franquicia James Bond está a punto de hacer su debut en las grandes pantallas de medio mundo. No Time To Die tendrá como protagonistas al actor Daniel Craig, quien se paseará a bordo de su legendario Aston Martin DB5 como claro guiño al pasado.

Para coincidir con este lanzamiento, EON Productions, la gente que hay detrás de la producción de las películas de James Bond, vuelve a asociarse con la compañía británica The Little Car Company para crear una impresionante reproducción a escala de uno de los vehículos más reconocibles e icónicos que han aparecido en la gran pantalla. Y es que se lo han currado para crear este sensacional DB5 ideado a imagen y semejanza del utilizado en la película Goldfinger, pues hasta hereda algunos de sus gadgets.

Inspirado en el original

Cierto es que ambas compañías ya habían colaborado en la creación de estos Aston Martin DB5 Junior, además de que The Little Car Company ha hecho también sus pinitos con marcas como Bugatti o Ferrari. Pero estos DB5 125 No Time To Die están a otro nivel.

Muestra de ello es que recibe un sinfín de detalles únicos que han sido desarrollados en colaboración con Oscar Chris Corbould, una auténtica eminencia a la hora de hablar de efectos especiales en la gran pantalla y quien está detrás de 15 películas del agente 007 desde comienzos de los años '80.

No solo impresiona su la semejanza con el DB5 original, sino que además sorprende lo perfectamente integrados que están los gadgets creados para la ocasión, cuyo desarrollo ha sido debidamente supervisado por expertos de la gran pantalla.No solo impresiona su la semejanza con el DB5 original, sino que además sorprende lo perfectamente integrados que están los gadgets creados para la ocasión, cuyo desarrollo ha sido debidamente supervisado por expertos de la gran pantalla.

Algunos de ellos son unos interruptores ubicados en la puerta del acompañante desde los que se controlan dispositivos como las matrículas giratorias o la pantalla de humo, que funciona durante media hora.

Tampoco desentonan en absoluto las dos ametralladoras Gatling que se ocultan tras sus dos faros delanteros. Y aunque claro está no son armas reales, The Little Car Company las ha equipado con sonido y destellos para emular los efectos de una original.

Cada uno cuesta 90.000 libras

Para estos Aston Martin DB5 125 No Time To Die se ha ideado a su vez un sistema que bloquea las ruedas delanteras para permitir quemar goma con las traseras. Y eso será sencillo con este juguete a escala, pues esconde un motor eléctrico en su eje trasero que es capaz de generar 16 kW de potencia (22 CV), además de que cuenta con un diferencial de deslizamiento limitado.

Que no te eche para atrás el que esta reproducción cuente con carrocería Volante, cuando 007 conduce un DB5 Coupé, pero ten en cuenta que se trata de una creación a escala desarrollada para el disfrute de niños y mayores.

Casi mejor para estos últimos, puesto que esta maravilla cuya producción estará limitada a 125 unidades, tiene un precio de 90.000 libras sin impuestos, cuantía que podemos traducir como en cerca de 105.000 euros. Y eso es mucho más que cualquiera de las tres versiones disponibles del Aston Martin DB5 Junior, pero mucho menos de lo que la firma de Gaydon te pide por uno de sus maravillosos Aston Martin DB5 Goldfinger Continuation.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon