viernes, 9 diciembre 2022

Chrysler 300C. Se despide con un 6.4 V8 bajo su capó

Han pasado cerca de 20 años desde que fuera lanzado al mercado la última generación del mítico Chrysler 300C. Por aquellos entonces hizo su debut con un sensacional corazón V8 bajo el capó, motor que reeditan en esta edición especial con sabor a despedida.


Este sensacional Chrysler 300C se inspira en la antigua variante SRT, pero hay cambios bajo su capó delantero. Y es que el 5.7 V8 HEMI que utilizaba aquella versión SRT, ahora deja paso a un sensacional 6.4 V8 HEMI. Por lo tanto se escala de 368 a 492 CV de potencia, de la misma forma que pasa de 535 a 645 Nm de par motor.

El último Chryser 300C esconde un 6.4 V8 HEMI

Chrysler 300C 6.4 V8 HEMI. Imagen motor.

Aunque muchos entusiastas hubieran firmado el poder contar con el corazón Hellcat, lo cierto que este 6.4 V8 HEMI procura brillantes prestaciones a esta edición de despedida del Chrysler 300C. Y es que puede acelerar de 0 a 60 millas por hora (96 km/h) en 4,3 segundos. También puede recorrer el primer cuarto de milla en 12,4 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 257 km/h.


Esa mecánica se acompaña de un cambio automático de ocho velocidades que cuenta con un nuevo software para aumentar su rendimiento. Y es que ofrece cambios de marcha en apenas 160 milisegundos. Sus propietarios también se van a beneficiar de un diferencial de deslizamiento limitado para el eje trasero y un equipo de frenos Brembo. Este cuenta con pinzas de cuatro pistones en color rojo para el eje delantero. También hay una suspensión adaptativa y un sistema de escape activo que acentúa el ronroneo de su V8.

Sólo 2.000 unidades con un precio de 55.000 dólares

Chrysler 300C 6.4 V8 HEMI. Imagen exterior.

El diseño de esta berlina poco ha variado con el paso del tiempo. Y a pesar de esconder un motor de alto rendimiento, este Chryser 300C es bastante discreto. Sin embargo hay detalles que delatan la singularidad de esta edición especial. Entre ellos está un emblema tricolor ‘300C’ en su parrilla delantera, un alerón trasero, llantas forjadas de 20 pulgadas, faros y pilotos oscurecidos, molduras en negro brillante… Y todo esto contrasta con los colores negro brillante, rojo terciopelo y blanco brillante para su carrocería.


El interior de este Chrysler 300C también presenta un toque deportivo. Para ello hay asientos delanteros específicos vestidos en cuero negro. Estos se adornan con emblemas en relieve, bordados plateados, calefacción, ventilación o regulación eléctrica. Tampoco desentonan sus molduras en fibra de carbono, acentos en negro brillante, pedales metálicos o un sistema de infoentretenimiento con pantalla de 8,4 pulgadas, conexión Android Auto y Apple CarPlay.


No será hasta la próxima primavera cuando este Chrysler 300C con sabor a despedida se va a poner a la venta en Estados Unidos. Ahora bien, la casa americana ya permite reservar el tuyo con un precio de 55.000 dólares (55.100 euros). Sin duda es una cifra bastante razonable, porque ten en cuenta que apenas se van a fabricar 2.000 unidades. Todas para homenajear a una berlina con un motor V8 que cuenta sus días.