El Volkswagen ID.4 desembarca en España
YA A LA VENTA

El Volkswagen ID.4 desembarca en España

Volkswagen tiene listo el segundo modelo de su familia ID y su primer SUV totalmente eléctrico. El ID.4 se ha presentado en sociedad en Madrid. Llega con hasta 522 kilómetros de autonomía y un precio de 38.000 euros.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter

11 de Febrero 2021 19:00

Comparte este artículo: 0 0

La estrategia eléctrica de Volkswagen está marcada. La firma alemana se ha puesto una hoja de ruta en la que hay hitos a cumplir. Entre ellos, uno de los más llamativos es la veintena de modelos totalmente eléctricos que va a ofrecer en su gama en 2025... Sí, dentro de solo cuatro años.

Y para llegar a eso, evidentemente, hay que dar pasos. El primero se dio con el lanzamiento el pasado año del ID.3. Y ahora se da el segundo al mostrar la gama del nuevo ID.4 el modelo que se sitúa por encima en la gama de la familia eléctrica de Volkswagen y que se convierte en el primer SUV eléctrico de Volkswagen.

Los primeros ID.4 han estado en Madrid para su presentación en sociedad en un acto en el que Laura Ros, directora general de Volkswagen en España ha repasado las lineas maestras de esa estrategia eléctrica de Volkswagen que además de los mencionados 20 modelos en 2025 tiene retos aún más potentes como convertirse en una compañía neutral en emisiones en 2050.

Para ello, la posición de la compañía alemana es sólida en el mercado de los eléctricos pues, como ha confirmado Laura Ros, Volkswagen ha sido líder en el segmento de los eléctricos en 2020 en el mercado de particulares y empresas. Y con la llegada del ID.4 tratarán de reforzar esa posición "con un modelo que se inscribe en el segmento de mayor volumen y crecimiento en nuestro país". Porque este segmento de los SUV medios concentra un 25 por ciento de las ventas y es, por tanto, uno de los principales caballos de batalla de las marcas.

Laura Ros, directora general de Volkswagen en España.Laura Ros, directora general de Volkswagen en España.

Plataforma MEB

Y ahí el nuevo ID.4 tiene argumentos para pelear y lograr éxitos. Se trata, para empezar, de un modelo global, pues se va a fabricar en Europa, China y Estados Unidos. Un coche que utiliza los últimos avances del Grupo Volkswagen, entre los que destaca la plataforma MEB para coches eléctricos. La misma que utiliza el ID.3 así como otros modelos del consorcio alemán, como el Skoda Enyaq o el futuro Audi Q4 e-tron.

Sobre esta base se configura un modelo de 4,6 metros de longitud, de rasgos crossover y una excelente aerodinámica, pues ofrece un coeficiente de 0,28. Unas dimensiones que, para situarlo en contexto son 10 centímetros más de longitud que un Tiguan, con la batalla de un Tiguan Allspace, el maletero de un Passat o el radio de giro de un Volkswagen T-Cross.

Sobre esa plataforma, y ubicada entre los dos ejes se ubican las baterías, lo que garantiza un bajo centro de gravedad, el mejor reparto de las masas y, por lo tanto un comportamiento dinámico que no debería diferir del de cualquier Volkswagen. Esas baterías ofrecen dos diferentes capacidades, pues dispone de una batería de 52 kWh en su nivel de entrada -con 340 kilómetros de autonomía- o una de 77 kWh que homologa hasta 522 kilómetros de autonomía.

Combinado con estas baterías se ofrecen diferentes niveles de potencia en el motor -que se ubica en el eje trasero-. Por ejemplo, con la batería pequeña está disponible ya una versión de 125 kW (170 caballos) que permite que el ID.4 acelere de 0 a 100 km/h en 9 segundos. Y más adelante, con esta bateria, habrá una versión de acceso con 109 kW (148 caballos).

Con la variante de batería de 77 kWh se ofrece un motor de 150 kW (204 caballos) que le permiten acelerar de 0 a 100 km/h en 8,5 segundos y alcanzar los 160 km/h de velocidad máxima. Y luego llegará una versión algo más comedida, con 129 kW.

Habrá un GTX con dos motores, 300 CV y tracción total

No quedará aquí la cosa, porque la gama se coronará con una versión GTX, con dos motores eléctricos -uno en cada eje- con lo que el ID.4 se convertirá en un tracción total y sumará nada menos que 225 kW (300 caballos bajo el capó). Aun sin rendimiento ni consumo homologado, será la versión más prestacional de la familia ID.

Para la apertura de los pedidos, además de las dos versiones de lanzamiento 1st y 1st Max que ya estaban disponibles con la bateria grande y el motor de 204 caballos y que básicamente aglutinan en su equipamiento todo lo disponible, ahora llegan otras siete versiones preconfiguradas.

Para la batería de 52 kWh se ofrecen tres acabados: Pure Perfomance, City y Style. Y en la batería de 77 kWh se ofrecen los acabados Pro Perfomance, Life, Business y Max. Las primeras unidades comenzarán a llegar a los clientes a mediados del mes de marzo.

En la toma de contacto con dos unidades estáticas disponibles, llama la atención la amplitud del interior, donde los pasajeros disfrutarán de un habitáculo con una buena distancia entre las dos filas de asientos para las rodillas. El interior, con las baterías bajo el suelo te hace ir en una posición ligeramente sobreelevada. Además, en la fila trasera, al no existir túnel de transmisión, el pasajero de la plaza central no perderá comodidad respecto a los de los laterales.

En la parte delantera vemos una disposición del salpicadero similar a la del ID.3; muy minimalista aunque los materiales utilizados en esta unidad, que correspondía a un ID.4 1st, le dan un aspecto y un empaque mucho más elaborado y menos informal que su hermano menor.

Vemos una pantalla táctil de 12 pulgadas cuya forma de manejo más habitual será con órdenes por voz; también una pequeña pantalla delante del volante con informacion básica y el selector de la marcha en la parte derecha de esa pantalla que hace de cuadro de instrumentos. Y dispone de un Head Up Display con realidad aumentada para ofrecer todas las informaciones proyectadas sobre el cristal delantero.

Atrás, cuando abrimos el portón, nos encontramos con un maletero de 543 litros, muy aprovechable, y que puede ampliarse hasta 1.575 si abatimos el respaldo de los asientos traseros y lo cargamos hasta el techo.

Y en cuanto a la parte tecnológica, un detalle anunciado será la actualización de software over the air, sin necesidad de acudir a un taller. Ofrece, además, sistema de navegación Discover Pro y los servicios móviles online de We Connect Start se incluyen de serie en los modelos ya disponibles.

En cuanto a las posibilidades de recarga, el nivel de entrada, el ID.4 Pure Performance está preparado para cargarse a 7,2 kWh en corriente alterna o 50 kWh en corriente continua. Y los siguientes modelos pueden Pure se pueden cargar a 7,2 y 100 kWh. En cuanto a los Pro Performance, sus características permiten cargar a 11 kWh en corriente alterna y 100 kWh en corriente continua. Y las exclusivas versiones 1st y 1st Max pueden cargar hasta 125 kWh en cargadores públicos, con lo que en media hora pueden llenar un 80 por ciento de la batería.

En cuanto a los precios, estas son las tarifas oficiales, a las que se podrían rebajar una promoción por financiar y, en caso de que en la comunidad autonóma del comprador aún haya dispoinibles fondos del Plan Moves, también esta ayuda del Gobierno. En este caso, por ejemplo, la variante de entrada, el ID.4 Pure Performance pasaría de 38.085 euros a 29.200 euros.

Así es la gama del Volkswagen ID.4.Así es la gama del Volkswagen ID.4.

Los precios

Batería de 52 kWh

ID.4 Pure Performance: 38.805 euros.

ID.4 City: 40.935 euros.

ID.4 Style: 45.315 euros.

Batería de 77 kWh

ID.4 Pro Performance: 43.595 euros.

ID.4 Life: 45.785 euros.

ID.4 Business: 49.775 euros.

ID.4 Max:58.925 euros.

ID. 1st: 45.485 euros.

ID. 1st Max: 55.145 euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon