martes, 27 septiembre 2022

Modificar la electrónica del motor de mi coche: problemas que pueden surgir

Deseando obtener mas potencia del motor de tu coche para correr mas, has decidido reprogramar la centralita electrónica que controla su funcionamiento. ¿Te has preguntado si esta opción es la mas correcta? ¿puedes causar daños irreparables o colapsar el coche? ¿hay otras alternativas de menos riesgo?

Un cerebro que mantiene vivo el corazón de tu coche

modificando la electrónica del coche

El software es la estructura lingüística que utiliza el cerebro de tu coche(centralita)para transmitir las ordenes de funcionamiento al motor. Reprogramar este cerebro supone alterar la dinámica mecánica y química del mismo. Hacer esto sin un especialista puede acarrear muchos problemas, por eso quizás antes de modificar, sea conveniente saber de que se encarga la centralita de tu coche para hacerlo funcionar correctamente.

La mayoría de los fabricantes incorporan la llamada ECU o unidad de control en sus motorizaciones. Esto permite de forma electrónica conocer en todo momento los parámetros de funcionamiento del motor gracias a los distintos sensores instalados y programados en los equipos. Los sensores recogen la información y la envían a la unidad de control, que las compara con los datos de programación y evalua, para redirigir ordenes de ajuste si fuera necesario. Principalmente actúa sobre la mezcla de combustible, la presión de admisión, la temperatura, etc… Así pues, modificar el ajuste de estas ordenes, puede presentar, dependiendo de para que se modifican, ventajas e inconvenientes que conviene conocer para no colapsar el motor e inutilizar el coche.