lunes, 28 noviembre 2022

Honda BR-V 1.5 i-DTEC. Ahora con motor diésel

Ya hemos hablado largo y tendido sobre este singular Honda BR-V, un crossover que la firma nipona ha ideado para comercializarse en mercados emergentes. Desde el pasado mes de diciembre, el Honda BR-V ya está disponible en Tailandia, donde llegó con una única motorización 1.5 i-VTEC de gasolina, un propulsor capaz de proporcionar 120 CV y 145 Nm de par máximo, siempre asociado a una transmisión automática del tipo CVT.

Nuevo motor 1.5 i-DTEC

Ahora este crossover que mide 4,46 metros de largo, 1,74 metros de ancho y 1,65 metros de alto acaba de aterrizar también en India, donde además de comercializarse con ese conocido motor 1.5 i-VTEC de gasolina, también lo hace con un nuevo 1.5 i-DTEC que pertenece también a la familia «Earth Dreams Technology». Este nuevo propulsor diésel genera una potencia de 100 CV y un par máximo de 200 Nm. Este propulsor sólo se ofrecerá con una transmisión manual de 6 velocidades, pero sus prestaciones y consumos aún son desconocidos.

Como sucede con el de gasolina, sólo se ofrecerá con un sistema de tracción delantera, pero gracias a una distancia al suelo de 210 milímetros, este Honda BR-V presume de capacidades off-road, siempre que el terreno no sea complicado. 

1 R2EkW3HacUgmt Motor16

Cuenta con una distancia entre ejes de 2.662 milímetros y este Honda BR-V se ofrecerá con un interior ideado para cinco o para siete ocupantes. A diferencia de los Honda BR-V i-VTEC, los equipados con motor diésel estarán disponibles con cuatro niveles de equipamiento, uno menos que con los gasolina.

En este nuevo mercado, el Honda BR-V se tendrá que ver las caras con modelos como el Hyundai Creta, Renault Duster o Maruti Suzuki S-Cross.