Conducimos el Lynk & Co 02, el rival 'made in China' del Mercedes GLA
A LA VENTA EN 2020

Conducimos el Lynk & Co 02, el rival 'made in China' del Mercedes GLA

Falta más de un año para que empiece a fabricarse, y casi dos para su comercialización en España, pero Motor 16 ya ha podido conducir este deportivo crossover de la nueva marca Lynk & Co, incluso antes de su lanzamiento en China.

Pedro Martín

Pedro Martín

27 de Abril 2018 16:00

Comparte este artículo: 123 4 0

La puesta en funcionamiento de una nueva marca exige múltiples fases, y Lynk & Co, la vanguardista propuesta del gigante chino Geely (propietario de Volvo) va dando los pasos previstos, aunque su éxito en China podría demorar ligeramente su extensión por el resto del mundo, de modo que la comercialización de sus productos comenzaría en el primer trimestre de 2020, casi un año después de lo inicialmente anunciado. Todo empezó mucho antes, cuando Geely decidió que debía crear la primera firma Premium de raíz china aprovechando la experiencia comercial y el arsenal tecnológico de Volvo, que en gran parte se encargaría del diseño y desarrollo de los nuevos productos.

Sobre la plataforma CMA

A finales de 2016, Lynk & Co era presentada a bombo y platillo en eventos casi simultáneos celebrados en Goteborg y Berlín, donde se desveló el 01, un SUV de 4,51 metros y rasgos muy personales que escribiría el primer capítulo en la historia de la nueva marca. Más o menos un año después, en noviembre de 2017, el 01 debutaba en China, batiendo el récord mundial de ventas de automóviles por minuto durante el acto organizado en la ciudad de Ningbo, al sur de Shanghai y próxima a su moderna factoría, de la que saldrán también los Volvo XC40 destinados a ese mercado asiático. Y es que el Lynk & Co 01 y el SUV de Volvo, recientemente elegido 'Car of the Year 2018', comparten la plataforma CMA, desarrollada por Geely y la firma sueca para sus modelos de tamaño medio. Entre esos modelos figura también el Lynk & Co 03, un sedán de dinámico aspecto que no vendrá a nuestro continente, y el 02, un crossover derivado del 01 pero más deportivo gracias a su tamaño más compacto. Ambos saldrán de otra planta recientemente inaugurada, en este caso en la ciudad de Zhangjiakou, al noroeste de Pekín, cuya producción máxima es de 200.000 unidades al año y que también ha sido levantada bajo las directrices de Volvo, lo que se traduce en la máxima eficiencia energética y en procesos de montaje que garantizan la máxima calidad. A nivel europeo, para entendernos.

En 2020 este Lynk & Co 02 llegará a España. Se trata del hermano gemelo del Volvo XC40, pero su diseño es más deportivo. Mide 4,45 metros de largo y se sustenta sobre la plataforma CMA.En 2020 este Lynk & Co 02 llegará a España. Se trata del hermano gemelo del Volvo XC40, pero su diseño es más deportivo. Mide 4,45 metros de largo y se sustenta sobre la plataforma CMA.

No obstante, el 02 que se venda en España llegará desde la propia Europa, y en concreto se hará en la planta que Volvo tiene en la localidad belga de Gante, donde se produce actualmente el XC40. Esa producción del Lynk & Co 02 arrancará a finales de 2019, para empezar a comercializarse en el primer trimestre de 2020, muy poco después que el 01. Y en ambos casos con mecánicas electrificadas, arrancando con el híbrido enchufable que combina el motor tricilíndrico 1.5 de gasolina turboalimentado, un propulsor eléctrico y una batería de alta capacidad que asegure más de 50 kilómetros de autonomía en modo eléctrico, libre de emisiones.

Anuncia 1,7 l/100 km

Hasta que esas variantes plug-in hybrid del 01 y 02 estén disponibles (la del primer modelo acaba de ser desvelada oficialmente en el Salón de Pekín, con un consumo medio homologado de 1,7 l/100 km), ambas gamas arrancan con mecánicas convencionales de gasolina. Y si en noviembre conducíamos en el circuito de Ningbo el 01 con motor 2.0 Turbo de gasolina de 190 CV (tanto la versión de tracción delantera como la AWD de tracción total), ahora hemos podido situarnos al volante del 02, y dotado de idéntica mecánica, cuando restan aún dos meses para su lanzamiento en China.

El 02 es 64 milímetros más corto que el 01 y bastante más bajo, lo que le otorga una imagen a caballo entre compacto y SUV. Es decir, un crossover en toda regla al que por tamaño y filosofía le vemos un rival directo: el Mercedes GLA. O modelos similares, como el Audi Q3 o el BMW X2. Así, frente a los 4.424 milímetros de longitud, 1.804 de anchura y 1.494 de altura de un GLA, el Lynk & Co 02 mide 4.448 milímetros de largo, 1.890 de ancho y 1.528 de alto, siendo su distancia entre ejes de 2.702 milímetros (2.699 la del Mercedes GLA), que coincide con la del Volvo XC40. El SUV sueco, de hecho, es aún más corto (4.425 mm) y algo más estrecho (1.863 mm) que su primo chino, aunque bastante más alto: 1.652 milímetros. Y esa comedida altura del 02 se traduce no sólo en un aspecto más deportivo, casi de coupé, sino en un centro de gravedad más bajo. CEVT, la división de Geely dedicada a desarrollar tecnológicamente los modelos de todas las marcas del grupo, incluida Volvo, afirma que el 02, como el 01, contará con una puesta a punto específica para Europa (suspensión y dirección, básicamente), pero ya nos causó una impresión muy positiva el 02 'chino' probado (se trataba de una versión con tracción AWD) por su chasis de enfoque realmente dinámico. Calzado con una generosas gomas Continental de medida 235/45 R19 y dotado del motor 2.0 Turbo (190 CV a sólo 4.700 rpm y par máximo de 300 Nm entre 1.400 y 4.000 vueltas), el complemento perfecto es su caja automática de doble embrague con siete marchas (podemos cambiar con las levas del volante, o usando la palanca pero mediante movimientos secuenciales a derecha e izquierda que no acaban de convencernos), de modo que se anuncian prestaciones ya serias, como esos 7,8 segundos para acelerar de 0 a 100 km/h. Y con un consumo medio oficial razonable: 6,8 l/100 km. Aunque de nuestra experiencia, circulando por carretera muy rectas y bastante despejadas, sacamos la conclusión de que el gasto real se va muy por encima, más allá de los 9 e incluso 10 litros. No obstante, recordémoslo, no llegará un 02 2.0 Turbo a Europa, como tampoco lo hará la otra versión de gasolina sí prevista para China (1.5 tricilíndrico de 180 CV con cambio automático convencional), pues aquí solo disfrutaremos de variantes electrificadas.

La unidad que tuvimos ocasión de conducir en China apostaba por un propulsor 2.0 Turbo con 190 CV de potencia. Tiene cambio automático de 7 velocidades, brilla por sus prestaciones, pero sus consumos son algo elevados. A Europa sólo llegarán con mecánicas híbridas.La unidad que tuvimos ocasión de conducir en China apostaba por un propulsor 2.0 Turbo con 190 CV de potencia. Tiene cambio automático de 7 velocidades, brilla por sus prestaciones, pero sus consumos son algo elevados. A Europa sólo llegarán con mecánicas híbridas.

Siguiendo con nuestro test, llama la atención la calidad general del producto, con materiales excelentes y muy buena terminación. Un diseño que prima detalles dirigidos al público juvenil, pues Lynk & Co, en sus primeros meses de vida, parece haberse hecho un hueco entre los compradores de menor edad pero con alto poder adquisitivo. Y residentes principalmente en medios urbanos, como Shanghai o Pekín. De hecho, Lynk & Co apenas tendrá tiendas cuando inicie su actividad en Europa a comienzos de 2020, pues se han previsto tiendas solo en Londres, Berlín, Amsterdam, Bruselas o Barcelona. Para ese tipo de público parecen ideales los deportivos y firmes asientos delanteros, con una forma magnífica. Todo está a mano, incluida la rueda de selección de modos de conducción, con cuatro programas: Eco, Normal o Comfort, Sport y Off Road. Y a medida que vamos cambiando, se reajusta el tarado de la dirección (muy suave en Eco y bastante firme en Sport), la sensibilidad del pedal acelerador o las leyes de cambio de la transmisión. Y en Lynk & Co parecen especialmente satisfechos de la frenada (de 100 km/h a 0 en 35,9 metros), que pudimos probar en una amplia avenida cerrada al tráfico, pero no en un ratonero tramos de curvas como las que encontrará un usuarios español en cualquier vía de montaña. Pinta bien, eso sí; y ayuda a ello que el peso sea bastante más contenido que en el XC40 de Volvo, que no es precisamente una pluma.

Mucho espacio en su interior

El 02 es agradable desde que nos ponemos en marcha, porque el motor de gasolina de 190 caballos empuja muy bien a regímenes bajos y medios, y el cambio DCT7 va engranando marchas con celeridad y suavidad. Poco balanceo, sonoridad contenida... acabamos olvidando de que conducimos un crossover, pues las sensaciones son más de turismo deportivo que de SUV. Y en la parte trasera, pese al recorte de distancia entre ejes respecto al 01, dos adultos viajan de maravilla, pues hay mucho espacio para las rodillas y un generoso hueco para meter los pies bajo las banquetas delanteras. Y salidas de aire centrales. Si acaso, da la sensación de que se accede peor a la segunda fila que en el 01, pues las puertas son ligeramente más pequeñas y no abren tanto como debieran.

Decir, por último, que Lynk & Co se beneficia de los conocimientos de Volvo en materia de seguridad, plasmados en una arquitectura CMA que está a la última en cuestión de asistentes. Ahí están las 17 tecnologías de seguridad y protección (para ocupantes, pero también para peatones) disponibles, aunque todavía queda demasiado para su comercialización en Europa y hablar de dotación es complicado. Sí se sabe, en cualquier caso, que para ahorrar costes de producción y poder ofrecer precios ajustados, el 02, como el 01, tendrán gamas articuladas en torno a unas ocho versiones diferentes con equipamiento cerrado, evitando el engorroso (para el cliente, pero también para la producción) sistema de opciones, que da lugar a cientos, cuando no miles, de combinaciones posibles.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16