Conducimos el Mercedes GLA. Mucho más capaz
NUEVA GAMA

Conducimos el Mercedes GLA. Mucho más capaz

De 122 a 381 caballos, cambio manual o automático 7GTronic, tracción delantera o total. El nuevo Mercedes GLA se adapta a la perfección a lo que un usuario busca en un crossover premium. Aunque hay pocos cambios estéticos.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter

1 de Enero 2018 13:12

Comparte este artículo: 146 0

No se puede dormir Mercedes en los laureles pues la competencia aprieta fuerte en uno de los segmentos de mayor demanda e interés; el de los SUV compactos premium, donde pelean modelos como el Audi Q3, el BMW X1, los rivales clásicos de la marca alemana; sin olvidar a otros como el Infiniti QX30 y los que llegarán, como el futuro UX de Lexus o el XC40 de Volvo. Por eso Mercedes rearma el GLA, que recibe muy ligeros retoques en el estilo y más equipamiento, sobre todo en España.

Porque en nuestro país, el GLA añade equipo específico mucho más completo que el que sale de fábrica. Es la forma de dar argumentos a los compradores para que opten por el modelo de la estrella. Elementos como faros LED High Performance delante y pilotos traseros también de led; luces de carretera automáticas, climatizador bi-zona, llantas de aleación de 18 pulgadas, servicios de conectividad específicos para poder abrir el coche desde el Smartphone o la Línea Urban, con una estética más deportiva serán distintivos de la gama española.

No hay grandes cambios en apartados mecánicos, porque se estrena un motor de gasolina en la gama, el 220 4Matic con 184 caballos, pero a España, al menos por el momento, no va a llegar. La gama de motores ofrece dos diésel y cuatro gasolina, que oscilan entre los 122 y los 381 caballos del imponente GLA 45 AMG. Y siguen ofreciéndose variantes de tracción delantera y total así como cambio manual de 6 velocidades o automático 7-G Tronic de 7 marchas.

Gama GLA. Se adapta a cualquier conductor

Posiblemente el gran cambio en la gama del GLA -porque en lo estético, más allá de los paragolpes y los faros no hay grandes variaciones- tenga que ver con su tren de rodaje, con tres alternativas: confort, de altura rebajada o confort off road (que aumenta la altura de la carrocería 30 milímetros). Gracias a ello, hay un GLA adaptado a las necesidades de cualquier tipo de conductor.

Hemos podido ponernos al volante del nuevo GLA en Budapest, donde la marca ha puesto a nuestra disposición su gama de compactos. Primero nos montamos en el 45 AMG, con el motor de cuatro cilindros más potente del mundo. Con el cambio automático, este 'bólido SUV' es una fiera -si ponemos el pie en el acelerador con contundencia- o el animal más dócil que imaginemos, pues se puede circular con él 'de paseo' sin ningún problema. Con una dirección muy directa, levas en el volante y unas suspensiones firmes pero no incómodas, permite ir muy rápido con sensaciones de superGTI, pues su altura al suelo no compromete su comportamiento.

Después tomamos los mandos del 220d con 177 caballos y cambio automático. Una versión más normal que garantiza prestaciones y consumos muy bajos. Un gran rodador como comprobamos en la segunda parte de nuestra pruebas, que se desarrollaba casi por completo en autopista entre Budapest y la fábrica de Kecskemét, donde se produce el Clase B, el CLA y el CLA Shooting Brake para todo el mundo. Cómodo y con buen empuje gracias a un motor con par máximo que se ofrece a tan solo 1.400 vueltas. No es el 45 AMG; pero sobra con esta versión para ir muy rápido, con total comodidad y gastando mucho menos.

En conducción off road el nuevo GLA no se arruga.En conducción off road el nuevo GLA no se arruga.

Off road. Se atreve con todo

Con el chasis off road Confort y la tracción total 4Matic, el GLA muestra una capacidad fuera de carretera muy destacable. Cuenta con control de descenso de pendientes -que funciona entre 4 y 18 km/h- y suma dos dispositivos muy útiles, la cámara de visión de 3600 que permite ver lo que pasa bajo las ruedas en cuatro cuadrantes: delante, detrás, y a cada uno de los lados. El conductor puede elegir en cada momento qué zona necesita ver para un recorrido seguro. Funciona hasta 30 km/h. Otra pantalla permite ver la inclinación, tanto lateral como frontal del coche. En una pista off road en el circuito de Hungaroring, pudimos comprobar la capacidad del GLA, y el resultado fue sorprendente. Muy ágil, su altura al suelo le permite adentrarse con garantías por lugares inhóspitos. Y sale sin problemas de las pruebas a las que lo sometemos.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon