viernes, 30 septiembre 2022

El consejo de la DGT para circular por los carriles de trenzado

Debes conocer los distintos tipos de maniobras que puedes realizar y como llevarlas a buen termino, sin provocar situaciones de riesgo que acaben en accidente. Incorporarse a/salir de una vía, para cambiar de sentido o de dirección, es una de las mas habituales e importantes, atendiendo a dos parámetros. Se realizan en marcha y a velocidades, a veces medias/altas, y son en intersecciones con gran volumen de trafico, y de gran capacidad. Para ello, y por falta de acceso directo en las infraestructuras, se crearon los carriles de trenzado.

Como son y donde te encuentras carriles de trenzado

carril de trenzado

Por su señalización horizontal se distinguen por líneas discontinuas mas cortas, replegadas y anchas que las de las vías regulares. Te podrás imaginar que su nombre es apropiado, pues se asemeja al movimiento acompasado de una trenza en el pelo, para organizar el trafico.

En este tipo de vías , confluyen los vehículos con la intención de variar su dirección, para lo cual, o bien se deben incorporar a él o abandonarlo. Esto supone un desplazamiento lateral delicado a veces. Los carriles de trenzado suelen ser tramos de corta distancia. En ellos la pericia del conductor debe asegurar la maniobra, ya que muchas veces se realiza a altas velocidades. Los puntos mas determinantes de estos tramos de la vía se encuentran:

En las incorporaciones a las autopistas/autovías y en las salidas de estas, como ejemplos mas sencillos y prácticos.