miércoles, 6 julio 2022

Carga inductiva dinámica. Ya es posible viajar sin parar

La carga inductiva dinámica es una de las soluciones que más interés despierta a nivel global. No tener que depender de un cable para recargar la batería del coche y, más importante todavía, no tener que parar el vehículo, son dos puntos de partida muy atractivos. Y parece que su desarrollo va por buen camino, al menos por las pruebas realizadas por el Grupo Stellantis, aunque es una tecnología todavía muy costosa.

Carga inductiva dinámica

Vital en este sentido son las nuevas posibilidades que abre Internet, con la conectividad 5G o IoT, incluso con la inteligencia artificial de por medio. Lo importante es potenciar la comunicación entre tu coche y la plataforma del sistema, lo que aumenta la seguridad en carretera y la eficiencia en los desplazamientos. La transferencia inductiva de energía de DWPT (Dynamic Wireless Power Transfer), significa que no hay cables expuestos, manteniendo la superficie de la carretera segura para que la gente camine sobre ella.

La tecnología atrae interés para su desarrollo comercial a escala mundial debido a la versatilidad de sus versiones inductivas dinámica y estática. Además de su utilidad en carreteras y autopistas, también es óptima cuando se combina con otras infraestructuras, como puertos, aeropuertos y aparcamientos.

El Grupo Stellantis lleva efectuando pruebas en el circuito Arena del Futuro junto con sus socios de proyecto, demostrando la capacidad de la tecnología DWPT, capaz de recargar sin cables vehículos eléctricos al desplazarse sobre carriles de carretera especialmente equipados.