sábado, 28 mayo 2022

Alfa Romeo Giulia QV. Al servicio de los Carabinieri

Después de ver los bólidos que patrullan las calles de Dubai, ya no nos extrañamos al conocer que algunos cuerpos de policía presumen de contar con deportivos para ejercer las labores de «protección al ciudadano». Sin ir más lejos, la policía municipal de Madrid cuenta con dos Renault Mégane RS con 275 CV de potencia. Ahora bien, esto es un «utilitario» si lo comparamos con las nuevas incorporaciones al cuerpo de Carabinieri italiano.

Los dos primeros para los Carabinieri

Ayer mismo, el propio CEO de FCA, Sergio Marchionne, junto al presidente de Alfa Romeo, John Elkann, que es nieto nada menos que de Giovanni Agnelli, hicieron entrega de los dos primeros Alfa Romeo Giulia QV que han salido de la factoría italiana de Cassino, donde se ensamblan, al cuerpo de Carabinieri, que los utilizarán las ciudades de Roma y Milán.

Ambas unidades cuentan con un imponente propulsor 2.9 V8 Biturbo que ha sido desarrollado por Ferrari y que es capaz de generar una potencia de 510 CV, por lo que esta berlina equipada con cambio manual de 6 velocidades y propulsión posterior es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 3,9 segundos y superar los 300 km/h, de modo que casi es capaz de dejar en evidencia a otra joya del cuerpo, este Lamborghini Huracán.

Decorado para la ocasión

Para ejercer con eficiencia sus labores, en el exterior se ha colocado una decoración acorde a las circunstancias, del mismo modo que no faltan infinidad de luces LED tanto en el techo como integradas en la parte delantera y trasera de estos Alfa Romeo Giulia QV. Por dentro también aparecen diferentes tablet para la información, nuevos mandos para controlar sirenas e iluminación, emisora, soporte para los enseres de los policías…

FCA tiene un acuerdo con las autoridades italianas y van a entregar unos 800 vehículos durante este año 2016, entre los que se encuentran los Alfa Romeo Giulietta, Jeep Renegade o Fiat Panda, mucho menos impresionante que estos Giulia QV a los que sólo tendrán acceso unos cuantos elegidos dentro del cuerpo, los cuales deberán superar unas completas pruebas de conducción.