viernes, 30 septiembre 2022

Si quieres un monovolumen mejor piensa en estas furgonetas

Aunque el segmento de los monovolumen no atraviesa su mejor momento por la creciente demanda de vehículos SUV, aún hay un público que demanda espacio y funcionalidad para viajar en familia. Eso un SUV, a no ser que sea inmenso, no te lo ofrece, pero estas furgonetas o vehículos derivados de industriales son una extraordinaria alternativa.

Ahora que los monovolumen a la venta se cuentan casi con los dedos de una mano, estas furgonetas o derivados de industriales son la alternativa perfecta. Sobre todo si demandas espacio y funcionalidad. Ten en cuenta que las actuales furgonetas han mejorado a pasos de gigante en todos los aspectos. Ahora usan modernas plataformas con los últimos asistentes de ayuda a la conducción. Pero también con un extra en seguridad pasiva, una notable dinámica, eficientes propulsores… Aunque en este terreno el Grupo Stellantis parece haberse dado un tiro en el pie quitando sus sensacionales motores diésel BlueHDI de la gama de furgonetas y dejando exclusivamente mecánicas eléctricas. Que igual no son la alternativa perfecta para la mayoría de los clientes. Y que elevan de forma considerable el precio final.

Aún así, continúan teniendo tarifas ajustadas para todo lo que ofrecen. Y aquí tienes estas brillantes alternativas a los extintos monovolumen, que ponen en jaque a los más corpulentos SUV.

Muchas más opciones tiene la gama de furgonetas de Toyota

Toyota Proace Verso City

Las furgonetas de Toyota también se las coge prestadas al Grupo Stellantis. Pero la amplia gama de vehículos electrificados de la firma nipona permite mantener las versiones térmicas de sus dos derivados de industrial.

Los Toyota Proace City Verso son clones de Berlingo, Rifter o Combo. Se ofrece en versión corta y larga con 4,40 y 4,75 metros de largo. Por ello estos funcionales vehículos presumen de maleteros con 597 y 850 litros respectivamente.

La versión eléctrica no sufre alteraciones con sus hermanos. Por ello tiene un motor con 100 kW (136 CV) y unas baterías con 50 kWh de capacidad. Esto se traduce en una autonomía de hasta 280 kilómetros.

Pero sus motores térmicos son muy interesantes, comenzando por el PureTech con 110 y 130 CV de potencia. También se ofrece un 1.5 BlueHDI con 130 CV y equipado con un cambio automático de 8 velocidades.

Con motores térmicos parte de 19.800 euros, mientras que la versión eléctrica arranca en 39.000 euros.

Toyota Proace Verso

Por encima están los Toyota Proace Verso, disponible con 4,96 y 5,31 metros de longitud. También se ofrece con las mismas mecánicas eléctricas de sus hermanos, apostando por un motor eléctrico con 100 kW (136 CV) y baterías con 50 y 75 kWh de capacidad. Estas se traducen en 230 y 330 kilómetros de autonomía respectivamente.

Pero este interesante vehículo también está disponible con tres mecánicas diésel. La de acceso es un 1.5 diésel con 120 CV y por encima hay un 2.0 diésel. Este se ofrece con 140 y 180 CV de potencia. Pero el más potente sólo se acompaña en exclusiva de un cambio automático.

Estos Toyota Proace Verso arrancan en los 31.000 euros con motor térmico. Pero esa cantidad parte de los 45.000 euros en el caso de los eléctricos.