McChip-DKR ofrece su 'Stage 1' para el Alpine A110 con el fin de que este pequeño, atractivo y divertido deportivo francés, goce de un extra de potencia bajo el capó. Gracias a una optimización de su software, ahora este motor 1.8 turbo de cuatro cilindros es capaz de generar 285 caballos de potencia en lugar de los 252 con los que viene se serie. Con esta cifra mayor, el 0 a 100 se verá mejorado respecto al del modelo de fábrica; cuyo tiempo es de 4,5 segundos, además de que la velocidad máxima también se ha visto elevada, pasando de los 250 a los 262 km/h. Lo mejor de todo es que tan solo nos costará 899 euros darnos el gusto de disponer de unos pocos caballos más, por lo que si el coche de serie ya resulta divertido de conducir, este pequeño empujón hará que lo sea todavía más.

Artículo anteriorDescubre el nuevo Volvo XC60 Recharge, un SUV híbrido enchufable
Artículo siguienteLa firma nipona Mazda siempre ha tratado de sorprender a los amantes del volante