viernes, 7 octubre 2022

Dirección asistida, lo que no debes hacer jamás si no quieres que se rompa

Los coches de hoy en día serían absolutamente inconcebibles sin dirección asistida. Se trata de un sistema relativamente sencillo en su funcionamiento pero que alivia muchísimo el trabajo del conductor. Sus inicios se remontan a los años 40 del siglo pasado, pero no fue hasta 1951 cuando Chrysler lo introdujo en un coche de calle. Así es la dirección asistida de un coche y así debes cuidar la dirección asistida.

Cuidar la dirección asistida en el día a día

Desde entonces hasta nuestros días se ha convertido en un elemento de equipamiento sencillamente imprescindible. Aunque parezca mentira a finales del siglo pasado, década de los 80 y los 90, la dirección asistida era un elemento de equipamiento opcional.

Como tal era habitual que los coches saliera de fábrica sin este equipamiento. Ya fue a mediados de los 90 cuando se convirtió en un elemento obligado. De hecho hoy en día resulta poco menos que imposible encontrar un coche sin dirección asistida, salvo excepciones como el Citroën AMi. En este caso se trata de un ahorro de costes, de peso y de consumo eléctrico. Con estos consejos es muy fácil cuidar la dirección asistida.

Dirección electrohidráulica
Dirección electrohidráulica