miércoles, 7 diciembre 2022

La multa de la DGT por no quitar la bola de remolque

La bola del remolque es tan amada como odiada. Muchos conductores encuentran este accesorio muy útil cuando necesitan más espacio, ya sea enganchando un pequeño remolque, o incluso para llevar una caravana. Pero no es tan aplaudida a la hora de aparcar, pues chocar contra una bola de remolque provocará que tu parachoques no salga muy bien parado.

Por eso los vehículos con bola enganchada generan ciertos recelos y dudas. Hay mucho desconocimiento respecto a este sistema y puede generar más de una multa a sus usuarios. Para que eso no te ocurra te explicamos todo lo que debes saber respecto a la bola del remolque.

No es ilegal circular con la bola del remolque puesta

Seguro que alguna vez has oído decir que es ilegal circular con la bola del remolque puesta sino se está utilizando para remolcar nada, pero esta afirmación no es correcta. Para empezar hay que partir de la base de que no todos los enganches son iguales. Hay tres tipos de bolas de remolque: las fijas, las retráctiles y las desmontables.

Por descontado, si es una bola fija no vas a poder desmontarla, ni mucho menos la ley te va a obligar a ello. Basta con que tengas cuidado a la hora de maniobrar. Aunque la bola pueda suponer un incordio a la hora de aparcar, si tienes cuidado no generarás ningún daño al resto de conductores. A su vez, ellos tendrán especial cuidado al aparcar detrás de ti.

remolque