sábado, 2 julio 2022

Mercedes GLC F-CELL Concept. Hidrógeno y eléctrico

Este nuevo Mercedes GLC F-CELL no lo podemos considerar como el “tipico” vehículo alimentado por hidrógeno. La firma de la estrella ha trasladado la tecnología plug-in, ya bastante habitual en los vehículos híbridos, a este prototipo con la carrocería de un Mercedes GLC, el cual pretenden tener listo para ser comercializado a finales del año que viene en mercados como Alemania, Japón o Estados Unidos, precisamente aquellos mercados donde existe una red de suministro de hidrógeno aunque sea pequeña, y mercados donde actualmente se venden modelos como pueden ser los Toyota Mirai o Honda Clarity Fuel Cell.

Hasta 48 kilómetros con su batería

Los datos técnicos facilitados por Mercedes Benz son mínimos, pero lo más importante si que lo han desvelado. Y es que este Mercedes GLC F-CELL Concept añade un nuevo paquete de baterías de ión-litio, las cuales se pueden recargar en un enchufe doméstico y gracias a ello podemos recorrer hasta 48 kilómetros aprovechando esa electricidad. Una vez consumida, es la pila de combustible la encargada de generar electricidad para alimentar su propulsor eléctrico por medio de una reacción química en la que se consume el hidrógeno que puede cargar en sus dos tanques fabricados en carbono.

Entre los dos es capaz de llevar un total de 8 kilos de hidrógeno, que puden ser algo así como unos 95 litros. Gracias a ellos, su autonomía máxima llega hasta los 500 kilómetros. Decir que un Toyota Mirai es capaz de recorrer hasta 650 kilómetros con 122 litros y un Honda Clarity Fuel Cell recorre hasta 750 kilómetros con 141 litros de hidrógeno.

Por cierto, Mercedes asegura que sus tanques de hidrógeno se pueden llenar en tan sólo tres minutos, prácticamente el mismo tiempo que necesitaríamos para llenar su depósito de combustible.