Mercedes Clase C 2018. Un Clase S a escala
SALÓN DE GINEBRA

Mercedes Clase C 2018. Un Clase S a escala

El modelo de más éxito de Mercedes, el Clase C, se renueva. En Ginebra estará la última evolución de una berlina que suma argumentos que lo acercan al Clase S.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter

14 de Febrero 2018 19:13

Comparte este artículo: 99 5

El stand de Mercedes en el Salón de Ginebra va a ser como el 'camarote de los hermanos Marx', porque los estrenos de la marca alemana no van a caber. Ya sabemos que estarán los nuevos Clase A y Clase G. También que el tope de la gama, en cuanto a lujo, el Mercedes-Maybach Clase S será una de las novedades. De todos ellos ya hemos podido ver sus formas definitivas y conocer sus características técnicas principales. Pero hay más, porque de otros modelos aún nos falta verlos sin camuflaje, aunque ya los hemos visto incluso por dentro, como el AMG GT 4, el nuevo coupé de cuatro puertas de altas prestaciones.

Todos ellos estarán en Ginebra; y siendo todos importantes, ninguno tiene el éxito del Clase C, el modelo más vendido de Mercedes que solo en 2017 ha puesto en el mercado, entre variantes sedán y familiar más de 415.000 coches. Por tanto, la renovación del Clase C es una noticia clave para la marca alemana. El nuevo modelo renueva su imagen y aspectos tecnológicos, algunos de ellos heredados directamente del Clase S, con lo que el Clase C ofrece un concentrado de la más alta tecnología.

Imagen exterior retocada

En el aparado del diseño el Clase C renueva su su apariencia, con una nueva configuración de la parrilla y de los faros delanteros y traseros. Los paragolpes delanteros han sido rediseñados por completo y cuenta con molduras que remarcan su personalidad en función del nivel de equipamiento, que pueden ser plateadas o cromadas. El diseño de las luces también es nuevo, con detalles esculpidos. Y por primera vez en esta gama están disponibles los faros Multibeam LED con haz luminoso Ultra Range. Este sistema de iluminación incorpora 84 LED en cada faro controlables individualmente. Y gracias a ellos se ajusta y controla electrónicamente la iluminación para adaptarse a la situación del tráfico.

En opción, el nuevo Mercedes Clase C incluye una pantalla de instrumentación totalmente digital con tre estilos de visualización.En opción, el nuevo Mercedes Clase C incluye una pantalla de instrumentación totalmente digital con tre estilos de visualización.

En el interior utiliza el control de visualización de la Clase S, incluyendo en opción una pantalla de instrumentación totalmente digital con tres estilos de visualización que se pueden seleccionar a gusto del conductor. Además en el volante se ofrecen mandos táctiles que controlan funciones que hasta ahora no se disponían. Así, por ejemplo, el nuevo Clase C puede controlar directamente desde el volante el Distronic o el control de crucero. Además el sistema de infoentretenimiento también se puede controlar mediante comandos de voz o a través de un nuevo panel táctil con controles hápticos.

Nueva arquitectura electrónica

Pero hay más tecnología, porque el nuevo Clase C estrena una nueva arquitectura electrónica que le permite estar a la par en este aspecto con el Clase S. Y por lo tanto, puede incorporar dispositivos de los que presume el buque insignia de la marca. Si hablamos de sistemas de ayuda a la conducción, el Clase C ofrece conducción semiautónoma en ciertas situaciones de tráfico. El sistema escanea todo lo que rodea el vehículo mediante un radar que es capaz de 'ver' lo que pasa 250 metros por delante del coche, 40 metros a los lados y 80 en la parte trasera. Y no solo eso, porque mediante una cámara se pude divisar hasta 500 metros por delante, de los cuales los primeros 90 proyectan una imagen en 3D.

Y además utiliza los mapas y datos del sistema de naveagación para controlar el coche y anticipar situaciones en función, por ejemplo, del trazado de la carretera. Así, por ejemplo el sistema Active Distance Assist Distronic, puede ajustar de manera predictiva la velocidad al llegar a una curva o un cruce. Además suma nuevos dispositivos como la asistencia de carril activo intuitiva o la asistencia de parada de emergencia.

No solo en asistencia y ayuda a la conducción hay novedades; también estrena nuevos sistemas de confort como el modo 'Energizing' -opcional- que combina el uso de elementos como el sistema de climatización o funciones de los asientos como la ventilación, calefacción o masaje, la iluminación o incluso la música en función del estado de ánimo del conductor.

En cuanto a la gama de motores, aún no se ha concretado las variantes mecánicas que ofrecerá el Clase C, que estará disponible con carrocería sedán o familiar. El comunicado de prensa habla de motores diésel, de gasolina y también híbridos enchufables. Pero el único dato concreto es que entre ellos habrá un nuevo cuatro cilindros de 2 litros de cilindrada que desarrollará 255 caballos, 14 más que el motor al que sustituirá. Con un par máximo de 370 Nm, este motor estará gestionado por una caja de cambios automática 9G-Tronic de nueve marchas.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16