lunes, 28 noviembre 2022

Mansory Gronos Black Edition. Un auténtico dragster de 2,5 toneladas

Este Mansory Gronos Black Edition es lo que el preparador suizo entiende por lo que para él es un Mercedes Clase G. Sólo van a fabricar seis ejemplares como el que han mostrado en el Salón de Fráncfort, los cuales presentan una carrocería que está fabricada íntegramente en fibra de carbono, aunque parte de la misma se ha pintado en color negro mate.

Todo fabricado en carbono

Diferentes piezas adicionales del exterior también se han fabricado por la propia Mansory en carbono, destacando los pasos de rueda, que están completamente integrados en la carrocería, y que ensanchan a este todoterreno en 40 milímetros por cada lado. Esto es algo imprescindible para poder alojar sus nuevas llantas de 23 pulgadas que cuenta con unos neumáticos 305/35 R23.

Esta nueva carrocería de fibra de carbono permite rebajar peso según la propia Mansory, por lo que es probable que este Gronos rebaje las 2,5 toneladas de peso del su modelo «donante», que no es ni más ni menos que un Mercedes-AMG G63, un todoterreno que cuenta con un propulsor 5.5 V8 Biturbo capaz de proporcionar 544 CV de potencia y un par máximo de 760 Nm. Sin embargo esa potencia parece una minucia para los chicos de Mansory que lo dotan de elementos mecánicos heredados de la competición para que semejante propulsor escale hasta una potencia de 828 CV, del mismo modo que el par máximo se limita a 1.000 Nm, justo las mismas cifras que mostraba el Mansory Sahara Edition que este preparador presentó en el pasado Salón de Ginebra.

El habitáculo se tapiza completamente en cuero de la más alta calidad, de la misma manera que el salpicadero, paneles de las puertas y consola central se fabrican en el mismo material que el exterior del vehículo.