domingo, 4 diciembre 2022

Los límites que debes cumplir para que no te multen este verano

Son muchos los peligros que nos acompañan en el día a día en las carreteras. La correcta gestión de estos se antoja vital para el buen devenir de nuestros trayectos. Por ello es importante no menospreciar la velocidad al volante. Objetivo Cero de Fundación MAPFRE quiere concienciar sobre un tema que ya, a base de insistir, debería estar más que presente en la mentalidad de los conductores españoles.

Y es que circular con exceso de velocidad es tan perjudicial que actúa como factor multiplicador de las lesiones y la gravedad de la colisión hasta aumentar un 60%. Sin duda, se trata de un porcentaje muy a tener en cuenta. Por ello resulta esencial respetar en todo caso los límites de velocidad prefijados para una carretera. No existen para complicarnos la vida, sino para tener en cuenta la seguridad de todos.

El cóctel mortal de la velocidad y el alcohol

Si a la velocidad además le sumamos el consumo de drogas y/o alcohol, obtenemos un cóctel mortal. Si lo has probado alguna vez sabrás de lo que hablamos… pero además los datos son los datos. En 2015 se contabilizaron 1.048 accidentes de tráfico en vías interurbanas, en los que perdieron la vida un total de 1.126 personas.

Fijándonos en los datos clasificados por edades, el mayor número de fallecidos se acumula en el grupo de más de 65 años, un 20%, seguido muy de cerca por el grupo entre los 35 y los 44 años, un 19%, y por el grupo de 45 a 54 años, con un 16% del total. Por su parte, los conductores de entre 25 y 34 años siguen bajando en número de víctimas, lo cual es genial, pero no deja de considerarse un grupo de riesgo por su comportamiento al volante.

Cada vez más frecuente en la carretera