sábado, 10 diciembre 2022

BMW y Garage Italia Customs. Arte sobre ruedas

BMW es una marca que se caracteriza por adelantarse a tendencias y por estar siempre a la última en cuanto a diseños. Un ejemplo claro de ello son sus famsos BMW i3 e i8 con los que tantos premios han ganado y con los que han sorprendido al mundo de la automoción. Pues bien, ahora gracias a una colaboración con Garage Italia Customs los dos modelos de la familia i han sido decorados de manera especial en homenaje al grupo de diseño Memphis.

El arte de la decoración

El estudio Memphis desencadenó en los años 80 un movimiento artístico que revolucionó la forma de entender la decoración del hogar. Comenzaron a diseñar muebles con líneas muy atrevidas, utilizando materiales poco habituales hasta entonces con colores muy llamativos y originales diseños gráficos. El movimiento buscaba romper con la seriedad en el diseño de los bienes de consumo y consiguió influir de forma decisiva en el estilo de decoración de los años posteriores.

Con esta filosofía han surgido los dos modelos únicos que hoy os traemos. Se tratan de los BMW i3 e i8 Memphis Style, dos vehículos que han sido decorados con un diseño único que pocos fabricantes podrían imitar (quizás Volkswagen con su Polo Harlequín se les aproxima, pero poco que ver en realidad). Y eso es precisamente lo que buscaba esta corriente de diseño.

«Durante la década de 1980, el Grupo Memphis cuestionó la seriedad formal y la funcionalidad clásica de los artefactos de diseño con un toque de provocación y humor. De este modo, Memphis se convirtió en un símbolo del diseño contemporáneo», relata Lapo Elkann, presidente y director creativo de Garage Italia Customs. «BMW Group ha perseguido un enfoque parecido con el diseño de los vehículos BMW i, la puesta en entredicho del lenguaje típico de los vehículos, la apertura de nuevos caminos y el nuevo diseño de los vehículos partiendo de cero. La primera generación de vehículos eléctricos estaba destinada principalmente a atraer la atención».

Los BMW i están decorados, tanto por dentro como por fuera, con líneas en todas direcciones, colores vivos, diseños hipnóticos pero sin llegar a constituir un caos. Más de 5 semanas de trabajo fueron necesarias para que Garage Italia Customs terminase por completo de diseñar y perfeccionar este magnífico trabajo, utilizando para ello hasta ocho capas de pintura en cada carrocería. Y el interior sigue la misma filosofía: combinación de materiales, tapicerías y colores para dar lugar a grandes contrastes cromáticos.

Aunque los BMW i3 y BMW i8 Memphis Style Edition son dos ejemplares únicos, la compañía italiana ofrece estas personalizaciones a los propietarios de estos modelos bajo pedido.