miércoles, 1 febrero 2023

9 averías que puede sufrir el motor de gasolina de tu coche

La pesadilla de todo conductor es que se averíe el motor de su coche. Es una parte tan sofisticada, como delicada. Y en la mayoría de los casos las reparaciones de motor se traducen en una factura muy costosa. Un buen mantenimiento del coche es vital para mantener las averías alejadas del corazón de tu vehículo.

El motor está compuesto de piezas muy variadas que deben funcionar en perfecta armonía. Un pequeño fallo en el sistema puede devenir en una gran rotura del motor. Son muchas y muy variadas las averías que puede sufrir tu motor de gasolina. Aquí tienes una recopilación de nueve de ellas y cómo evitarlas.

Averías motor de gasolina: Motor gripado y picado de biela

Un motor gripado puede suponer el final de tu coche. Es una de las principales razones por las que se rompe un motor de gasolina. Las situaciones que pueden llevar a que tu motor se gripe son una lubricación deficiente, una refrigeración insuficiente, el desequilibrio de las bielas o el fallo del segmento de compresión. Mirar los niveles de anticongelante y aceite es fundamental para prevenir el gripado.

El picado de biela sucede cuando la unión de aire y combustible realiza la explosión demasiado pronto. De este modo, el recorrido del pistón no se completa del todo, perjudicando seriamente a la cadena de elementos que componen el motor. Este fallo puede originarse por utilizar un combustible de mala calidad, por unas bujías en mal estado, porque la chispa salta antes de tiempo o por un desgaste excesivo de los inyectores.

motor