Arona TGI. Seat presenta el primer SUV de gas del mundo
ESTRENO EN PARÍS

Arona TGI. Seat presenta el primer SUV de gas del mundo

Seat presenta en el Salón de París el Arona TGI, la versión de gas natural comprimido. Con un motor de 90 caballos, se convierte en el primer SUV del mundo movido por gas.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter Google+

29 de Septiembre 2018 13:00

Comparte este artículo: 0 8 0

La estrategia de Seat de apostar por el Gas Natural Comprimido (GNC) como combustible más limpio y ecológico, vive un capítulo más en el Salón de París. Allí la marca española va a presentar su cuarto modelo de GNC. Un modelo, el Arona, que se convierte en el primer SUV de gas natural del mundo. Con el Arona, además, la marca configura una gama de modelos de gas natural que ya cuenta con el León, el Mii y el Ibiza.

El nuevo Seat Arona TGI cuenta con la misma base mecánica del Ibiza TGI. Hablamos de un motor tricilíndrico de 1.0 de cilindrada con 12 válvulas. Desarrolla 90 caballos de potencia entre 4.500 y 5.800 revoluciones y su par máximo de 160 Nm se obtiene entre 1.900 y 3.500 revoluciones por minuto. El cambio es manual con seis velocidades. En cuanto a sus prestaciones, hablamos de una velocidad máxima de 172 km/h y una aceleración de 0 a 100 km/h de 12,8 segundos

400 kilómetros de autonomía con gas

Incluye tres depósitos de GNC que se encuentran situados bajo el piso del maletero -con lo que este se reduce hasta los 282 litros frente a los 400 de las versiones normales- y dispone de una boca de llenado situada junto a la de gasolina, conductos de gas de acero inoxidable, sensores de presión de gas y un regulador de presión electrónico que controla eficazmente la distribución del gas en el motor TGI. Y el motor 1.0 TSI ha sido adaptado expresamente para su funcionamiento con gas natural, incluyendo nuevos segmentos de los pistones en cromo-níquel, refuerzo de los asientos de las válvulas y un mayor alzado de las mismas, para aumentar su resistencia al desgaste; y el turbocompresor es más ligero.

El Arona TGI se mueve siempre son gas y solo utiliza gasolina cuando los depósitos de GNC se agotan, aunque con tres depósitos -con una capacidad total de 14,3 kilos- la autonomía será será de 400 km en modo GNC. Y con la gasolina la autonomía aumenta otros 160 km. Autonomía que además cuenta con un atractivo añadido: el precio del combustible, pues el GNC es considerablemente más eficiente que el diésel, la gasolina e incluso el gas licuado de petróleo (GLP): la energía generada por 1 kg de GNC equivale a 2 litros de GLP, 1,3 litros de Diesel y 1,5 litros de gasolina.

Además a un precio menor, por lo que en coste de uso, es aproximadamente un 50 por ciento más económico frente al Arona homólogo de gasolina, un 30 por ciento frente a un diésel, más de un 15 por ciento que un vehículo impulsado por GLP, e incluso un 20 por ciento más económico que un híbrido eléctrico no enchufable de gasolina.

El Arona TGI se va a poner a la venta con los mismos acabados que el resto de mecánicas -Reference, Style, Xcellence y FR- y las mismas posibilidades de personalización que cualquier Arona, incluida la posibilidad de elegir entre 68 combinaciones de colores.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16