A.L.F.A. o lo que es lo mismo, Anonima Lombarda Fabrica Automobili, es una sociedad creada en 1906 en la localidad de Portello (Milán), por el ingeniero francés Alejandro Darracq. La creación de esta empresa se llevó a cabo para atender la demanda de coches que el ingeniero tenía en Italia. Sin embargo, no fue hasta 1910 cuando Ugo Stella compra las acciones de esta empresa y arranca la producción de su primer vehículo, el 24 HP.

En 1915, tras la entrada de Italia en la primera guerra mundial, ALFA es adquirida por el industrial napolitano Nicola Romeo, que modifica su producción, orientándola hacia el conflicto. Del apellido del empresario, nace el nuevo nombre de ALFA y con ello un nuevo emblema. Pese a que se fabricaron muchos coches de turismo el objetivo de esta fábrica fueron siempre los automóviles de competición en toda su escala.

Durante la época de los años veinte llegaron a trabajar para la fábrica personajes ilustres del mundo del motor como Enzo Ferrari, Vittorio Jano o más tarde el español Wilfredo P. Ricart. Los éxitos deportivos fueron más que sobresalientes. Hacia 1925, con la muerte de Nicola Romeo, la sociedad pasó por momentos difíciles que fueron resueltos finalmente por la nacionalización de la empresa, en 1933, y sin abandonar el aspecto deportivo de alta competición se dedicó mayor atención a la fabricación de vehículo de turismos y camiones.Desde 1940 hasta 1945 trabajó intensamente en la construcción de material de guerra, en especial aeronáutico, para pasar, después de la contienda, a sus fabricaciones típicas.

De esta época posterior datan sus famosos modelos 1900, Giulietta y Giulia, los campeonatos del mundo de la fórmula reina, en 1950 y 1951, con Nino Farina y Juan Manuel Fangio y otros éxitos. Durante la crisis de los años setenta Alfa-Romeo intentó salvar su situación financiera uniéndose parcialmente con Renault y con una fábrica japonesa, pero todos estos contactos no fructificaron y con dificultades y la ayuda estatal llegó hasta los años ochenta, en donde se trató con relativo éxito de potenciar las gamas de turismos de altas prestaciones y precios muy ajustados, sin olvidar tampoco automóviles como el Alfasaud y el Alfa 33 como sucesor del primero, que en 1983 se puso a la venta y ha sufrido importantes modificaciones durante la década de los ochenta. Otros modelos importantes son la serie de los GTV, el Alfa 75, el alfa 90 etc.

El nuevo milenio para la casa del Biscione trajo la prosperidad comercial. Modelos como el Alfa 147, 159, GT, Brera o Spider suponen un gran aumento de ventas para la firma. En 2007 llegó el debut del 8C Competizione, comercializado de forma limitada, con 500 ejemplares vendidos. El coche fue un gran éxito y por ello, el grupo Fiat decidió realizar una versión Spider, que entró en producción en 2009. Una vez más, se produjeron 500 unidades. En 2008, se suma a la lista, el nuevo MiTo. Diseñado para aumentar las ventas, se coloca por debajo del 147, con una imagen dinámica y deportiva destinada a atraer al público joven a la marca de la serpiente.

En 2010, con motivo del centenario de la fundación de la casa, Alfa Romeo hace renacer el mito: el Giulietta, que sustituyó al Alfa 147. Con motivo del centenario también hubo una racionalización de la gama, con la desaparición del GT, Brera y Spider. En 2011 se presentó en el Salón de Ginebra el Alfa Romeo 4C Concept. Un bello coupé marcado por una línea sinuosa y un ligero peso gracias a la utilización de materiales como la fibra de carbono o el aluminio. Este Alfa Romeo 4C comenzó su fabricación en serie a partir de 2013.

La gama actual de Alfa Romeo cuenta con 5 modelos diferentes. Estos modelos son el Alfa Romeo MiTo, el Alfa Romeo Guillieta, Alfa romeo 4C y el recién estrenado Alfa Romeo Guilia.

Artículo anteriorAbarth
Artículo siguienteMcLaren