Aunque Hyundai ha anunciado que su estrategia eléctrica va a dar como fruto que en este 2020 el 75 por ciento de la gama del fabricante coreano esté electrificada, en el caso del nuevo Hyundai i10 han decidido apostar por motores convencionales. En palabras de Raf Van Nulff, responsable de la estrategia de producto y precio de Hyundai Motor Europa, «no lo habrá eléctrico porque nos centramos en lo que el conductor necesita acorde a sus posibilidades. Y eso es un vehículo asequible, con motor de combustión como este i10».

Artículo anteriorCitroën y Tinkervan te ofrecen esta exclusiva transformación del aventurero Berlingo XTR
Artículo siguienteEn el Salón de Nueva York se presenta el definitivo Lucid Air con avanzada batería