Con una producción de unos 4,13 millones de unidades entre 1991 y 1997, este Astra F es el modelo más vendido en la historia de la marca.Pensado para todas las necesidades, se podía escoger entre cinco motores de gasolina y un diésel, todos de cuatro cilindros con la última generación de tratamiento de gases de escape.

Artículo anteriorAsí de bruto acelera el nuevo Rimac C_Two
Artículo siguienteEl radical Hyundai Kona N ya está aquí