98 - Novedades para el curso 85/86

98

Novedades para el curso 85/86

07 de Septiembre de 1985

La llegada de septiembre es siempre el momento de comenzar un nuevo 'curso', también en el sector del automóvil. Por eso, Motor16 hacía un repaso de las novedades que iban a protagonizar ese mes, nuevos modelos de Opel, Ford o Mercedes, para que la vuelta de las vacaciones se les hiciera más llevadera a todos los amantes de los automóviles.
Descargar revista

Era actualidad la remodelación del automóvil de lujo más habitual de aquellos días, el Mercedes S, cuyas versiones 280 de 6 cilindros y 380 de 8 cilindros en V desaparecían dejando el sitio a los nuevos 260 y 300 de 6 cilindros, así como a los 420 y 560 de 8 cilindros en V. Quedaba el 500 y se anunciaba, dentro de la misma marca, la versión familiar de los excelentes 124, denominada T.
En nuestro mercado llamaba entonces la atención la oferta de un Peugeot 205 GT con aire acondicionado, lo que incrementaba su precio en casi un 10 %.
Era igualmente noticia el intento de resucitar el minimalista Biscuter, tentativa que abortaría al ser anacrónica su oferta, ya que en absoluto correspondía a las necesidades de aquellos días.
La prueba comparativa enfrentaba 'maletas profundas', el confortable Ford Orion 1.6 GL derivado del Escort (1.264.748 pesetas y 79 CV) y el nervioso Seat Málaga, derivado del Ibiza (1.220.498 pesetas y 85 CV).
El silencio de marcha, el acabado y la suavidad del Orion, poco equipado, con una dirección muy sensible y con unos desarrollos de cambio muy largos parecía un conjunto preferible a la potencia, a los frenos y a las prestaciones del Málaga (168,1 km/h de velocidad máxima y 34 segundos para recorrer los 1.000 metros desde parado), lastrado por su suspensión dura, su ventilación escasa y su acabado deficiente.
El coche probado tenía 'mucha marcha' gracias a su motor potente y deportivo. Se trataba de una berlina con prestaciones de coche deportivo y también de coche de lujo: el BMW M 535i (5.656.763 pesetas y 218 CV), cuya dirección lenta, cuyo cambio de 5 velocidades duro de manejar y cuya escasa ventilación (el aire acondicionado incrementaba la factura en 245.000 pesetas) significaban poco ante sus prestaciones (228,4 km/h de velocidad máxima y los 1.000 metros desde parado en 29,2 segundos), sus frenos con ABS y su acabado germánico.
En lo deportivo destacaban los 1000 kilómetros de Spa, donde triunfaba y rompía el habitual dominio de Porsche el Lancia LC 2 de Wollek y Patrese.
Xavier Domingo viajaba por Francia y en Aix-en-Provence, cuya cocina a la italiana de aceite y hierbas alababa, y en aquellas tierras se dirigía a la montaña que Picasso divisaba desde su castillo, la montaña que pintó su colega Cézanne, la Santa Victoria.


Sigue Motor16
Salon