miércoles, 5 octubre 2022

Oficial: Audi anuncia su entrada en la Fórmula 1 en 2026, pero no sus pilotos

Era un secreto a voces, pero Audi acaba de hacer pública su entrada en la categoría reina del automovilismo, la F1. Contará con tecnología propia y ya ha empezado a desarrollar su propia unidad de potencia híbrida que debería estar en pleno funcionamiento en poco más de dos años. Audi entra en la Fórmula 1.

Confirmado: Audi entra en la Fórmula 1

La sede del equipo estará en las instalaciones de Audi Sport, en Neuburg, en las proximidades de Ingolstadt. Se trata de un momento histórico, pues es la primera vez que se construirá un F1 íntegramente en Alemania, algo que no había ocurrido hasta este momento, ni siquiera con BMW, encargada de motorizar monoplazas.

A la espera de los pilotos

La confirmación sobre los pilotos que formarán parte de la escudería como probadores y oficiales no se confirmará hasta finales del presente año.
En Audi Sport ya se han instalado bancos de pruebas para motores F1, se está acabando las instalaciones así como la contratación de personal adecuado. Todo con el objetivo de que esté en funcionamiento a finales de este año.

Audi F1


Audi ha hecho público este anuncio en el transcurso de una rueda de prensa en el GP de Bélgica de F1 en Spa-Francochamps. Markus Duesmann, presidente del consejo de administración de Audi, en compañía del presidente de F1 Stefano Domenicali y el presidente de la FIA, Mohammed ben Sulayem.

Nuevas normas técnicas en 2026

La entrada de Audi a la F1 se produce en el contexto de las nuevas normas técnicas, que se aplicarán a partir de 2026 y que se centran en una mayor electrificación de los monoplazas y en la utilización de combustibles sostenibles. Todo ello acompañado de la activación del nuevo límite de costes en 2023, lo que ayudará a hacer de la F1 un campeonato mucho más atractivo para los fabricantes de coches.
Dentro de su hoja de ruta, la F1 se plantea la neutralidad de emisiones en 2030, un objetivo complicado pero no imposible.

Neutralidad de emisiones

Según declaró Markus Duesmann, “Motorsport forma parte del ADN de Audi. La Fórmula 1 es tanto un escenario global para nuestra marca como un laboratorio de desarrollo altamente desafiante. La combinación de alto rendimiento y competencia es siempre un motor de innovación y transferencia de tecnología en nuestra industria. Con las nuevas reglas, ahora es el momento adecuado para que nos involucremos. Después de todo, la Fórmula 1 y Audi persiguen objetivos claros de sostenibilidad”.

Campeonato sostenibidad

Oliver Hoffmann, miembro de la junta de desarrollo técnico, destacó que “la nueva normativa técnica de la F1 nos permite hablar de una nueva F1. Un campeonato que se transforma y Audi quiere estar presente”.
A partir de 2026 el motor eléctrico tomará mucho más protagonismo en el monoplaza, de hecho compartirá potencia con el propulsor de combustible, que en la actualidad rondan los 545 caballos de potencia. Se trabajará sobre un motor 1.6 turbo alimentados por combustibles sostenibles, aunque no se ha confirmado si se refieren a combustibles sintéticos.

Campeonato al alza

Audi ve en la F1 una competición de elevada popularidad entre una audiencia joven, con un componente tecnológico muy avanzado. Los monoplazas incluyen algunos de los componentes más modernos que existen en la automoción. La audiencia de la F1 en 2021 superó los 1.500 millones de televidentes y es popular en mercados claves para la marca como son China y EEUU. Y se prevé una tendencia al alza innegable de la mano de las redes sociales.
Adam Baker se hará cargo del proyecto F1 dentro de Audi, un ingeniero especializado dentro de la competición al máximo nivel y que ha trabajado tres años dentro de la FIA. La marca germana combinará su participación en este campeonato con el Rally Dakar.