sábado, 10 diciembre 2022

Toyota está poniendo a punto un GR86 con un motor turbo

Desde que en el año 2012 apareciera el deportivo Toyota GT86, muchos han sido quienes pedían a gritos un motor sobrealimentado. Exactamente lo mismo ha ocurrido con el nuevo Toyota GR86. Y eso que este nuevo deportivo nipón esconde un corazón bóxer que es mucho más potente que el de su antecesor. Pero aún así, siempre hay clientes que piden más. Y precisamente en ellos ha pensado Toyota.

Concretamente han sido los chicos de CarSales en Australia quienes informan de los trabajos que está realizando el departamento Gazoo Racing. Dicen que ellos han fabricado un pequeño lote de Toyota GR86 equipados con un motor sobrealimentado. Inicialmente para ser utilizados en competición. Pero quién sabe si estas creaciones podrían dar el salto a unidades con matrícula. Lo curioso es que estos Toyota GR86 no utilizan un motor 2.4 Bóxer (como sabrás desarrollado por Subaru) al que acoplan un turbocompresor, sino que bajo su capó delantero esconden el motor G16E-GTS. En otras palabras, el motor 1.6 Turbo empleado por los Toyota GR Yaris y Toyota GR Corolla.

El Toyota GR86 se conforma con 231 CV de potencia

Toyota GR86 y Toyota GR Supra

Como seguro sabes, los nuevos Toyota GR86 y Subaru BRZ ahora utilizan un motor 2.4 Bóxer con cuatro cilindros y atmosférico. Este motor con 400 centímetros cúbicos más que el usado anteriormente genera 231 CV de potencia y 250 Nm de par motor. Sin embargo ese 1.6 Turbo llega a ofrecer 304 CV de potencia y 400 Nm de par motor en los Toyota GR Corolla. Y todo teniendo en cuenta que se conforma con tres cilindros. Esa inyección de energía transformaría por completo a estos sensacionales coupé de propulsión trasera.

Desafortunadamente por ahora estos Toyota GR86 Turbo están participando en la Super Taikyu en Japón. Allí la firma nipona tendrá la oportunidad de probar a fondo estos bloques, que además han sido adaptados para poder funcionar con combustibles sintéticos. Entre todas esas modificaciones se encuentra una reducción en la carrera de sus pistones que reduce la cilindrada de 1.6 a 1.4 litros. Sin embargo, se dice que este bloque de competición supera holgadamente la barrera de los 300 CV.

De momento solo pueden rodar en circuito

Motor 1.6 Turbo Toyota GR Yaris

Pero cuando los chicos de CarSales preguntaron al ingeniero jefe de Gazoo Racing, Naoyuki Sakamoto, si en un futuro podríamos llegar a ver una versión de producción, este no descartó la posibilidad.
«Sí, estamos pensando la posibilidad de usarlo en un futuro, pero no hay planes concretos en este momento», dijo Sakamoto. «Por ahora, solo lo estamos usando para desarrollar combustibles neutros en carbono».