domingo, 22 mayo 2022

Renault Talismán. Otra berlina que dice adiós

El apogeo de los SUV en Europa se acaba de cobrar una nueva víctima. Y es que Renault ha dejado de fabricar su Talismán, una berlina que llegó en 2015 para reemplazar al legendario Laguna.

Míticas berlinas como el Citroën C5, el Honda Accord, el Hyundai Sonata y muchas más ya nos han dicho adiós en Europa por el apogeo experimentado por el segmento SUV. Este también se ha convertido en el responsable de que la firma del óvalo azul anunciara hace tiempo que ya no vendería más unidades de su exitoso Ford Mondeo en el Viejo Continente, de la misma manera que se viene rumoreando con la desaparición del Volkswagen Passat, que sólo se mantendrá con vida gracias a la carrocería Variant.

Estos son algunos de los daños colaterales del fenómeno SUV, a los que ahora tenemos que sumar además la desaparición de otra gran berlina de una marca generalista como es Renault. Y es que se dice que el pasado mes de febrero el Renault Talismán dejó de fabricarse, diciendo adiós. Sin duda es una triste noticia, pero no es algo inesperado, pues la desconexión del Talismán es algo que se venía intuyendo desde hace algunos años.

El Renault Talisman se lanzó al mercado en 2015

Presentado en julio de 2015 para reemplazar al legendario Renault Laguna, el Talismán nacía sobre la plataforma CMF que acababa de estrenar meses atrás el Renault Espace. Aunque nunca fue un auténtico fenómeno de masas, era una de las berlinas más atractivas del mercado (tanto la berlina como el Sport Tourer) y estuvo a la venta con una gran cantidad de motores TCe y dCi con hasta 200 CV de potencia.

El Renault Talismán sorprendía por ofrecer una lujosa versión Initiale Paris en la que su interior se vestía con suave cuero Nappa, además de contar con asientos delanteros ventilados, calefactados y con función masaje. A todo ello también se unía un volante en cuero y con calefacción, molduras de madera natural, un cargador inalámbrico, un sistema de sonido Bose… sin olvidarnos de que su chasis contaba con el sistema de dirección a las cuatro ruedas 4Control. Además, con su última actualización el Renault Talismán añadió elementos como el cuadro de instrumentos digital de 10,2 pulgadas, un sistema de infoentretenimiento con una pantalla de 9,3 pulgadas, así como un sistema de conducción semiautónoma de nivel 2.

Como muchas berlinas y familiares de su segmento, el Renault Talismán ha tenido sus altibajos en lo que a ventas se refiere. Muestra de ello es que las ventas europeas alcanzaron su máximo en el año 2016, cuando se matricularon 34.344 unidades. Pero desde entonces la caída ha sido drástica. Muestra de ello es que en 2019 se matricularon 16.405 ejemplares, mientras que un año más tarde, en 2020, sólo 8.025 Renault Talismán encontraron un nuevo hogar.