miércoles, 10 agosto 2022

Range Rover Sport 2017. Estrena un 2.0 SD4 diésel

Hace sólo unas semanas se presentaban los actualizados Range Rover y ahora la firma británica sigue sus pasos con la versión Sport, que llegará a los concesionarios a finales de este mismo año con un precio de partida de 74.073 euros para la versión equipada con el propulsor 3.0 TDV6 de 258 CV de potencia.

Con el primer motor de cuatro cilindros

Pero ese precio se rebajará ligeramente a comienzos de 2017, pues en esa fecha es cuando se lance al mercado un Range Rover Sport equipado por vez primera con un propulsor diésel de cuatro cilindros. Así es, este todocamino de 4,85 metros de longitud y que supera holgadamente las dos toneladas de peso estrena un nuevo 2.0 SD4 de la nueva familia Ingenium que cuenta con dos turbocompresores secuenciales en serie y que es capaz de generar una potencia de 240 CV y un par máximo de 500 Nm. Estará combinado con la transmisión automática de 8 velocidades y claro está, con un sistema de tracción total. Por el momento se desconocen sus prestaciones, pero Land Rover anuncia un consumo medio de 6,2 l/100 km y unas emisiones de 164 g/km de CO2, convirtiéndose en la versión más eficiente de este todocamino.

Como curiosidad de estos Range Rover Sport 2.0 SD4 decir que se diferenciarán del resto de sus hermanos por equipar una doble salida de escape en el mismo lado (un escape en cada lado para los V6 y V8), del mismo modo que sólo estará disponible con una configuración interior de cinco asientos.

Hasta 550 CV de potencia

Por encima no faltarán mecánicas diésel más potentes y con seis y ocho cilindros, como un revisado 3.0 TDV6, que ahora es más ligero y eficiente que antes y que eroga una potencia de 258 CV y un par máximo de 600 Nm. Por encima aparece el 3.0 SDV6 con 306 CV y 700 Nm de par máximo. Como tope de gama se ofrecerá un poderoso 4.4 SDV8, capaz de proporcionar una potencia de 339 CV y un par máximo de 740 Nm.

Si nos trasladamos a las mecánicas de gasolina, estos Range Rover Sport mantendrán el conocido 5.0 V8 Supercharged, una mecánica que está disponible con 510 CV de potencia, que se elevan hasta los 550 CV en el caso de los deportivos SVR, que son capaces de acelerar de 0 a 100 km/h en sólo 4,7 segundos.

Más tecnología y ayudas a la conducción

Land Rover no sólo actualiza su gama mecánica, sino que ahora los Range Rover Sport incorporan en su interior la nueva pantalla InControl Touch Pro de 10 pulgadas, la cual reemplaza a la anterior de 8 pulgadas. Además de ser más generosa, también es más intuitiva de utilizar y en ella se pueden visualizar aplicaciones descargadas por su propietario.

La seguridad activa también se ha tenido en cuenta y ahora los Range Rover Sport contará con un sistema para maniobrar de forma sencilla con un remolque, el dectector de fatiga, sensores de ángulo muerto y un limitador de velocidad inteligente.