sábado, 10 diciembre 2022

Porsche 718 GTS. Trasplante de corazón

El nuevo Porsche 718 Cayman GTS y su alma gemela con techo de lona, el 718 Boxster GTS, se sitúan entre las variantes S y los excitantes GT4 y Spyder por potencia y rendimiento. Y lo hacen gracias a su nuevo propulsor atmosférico 4.0 de seis cilindros bóxer con 400 CV -derivado del usado en el Cayman GT4 -, que sustituye al, un tanto 'descafeinado', 2.5 de cuatro cilindros con turbo del modelo anterior.

Su enfoque marca el equilibrio perfecto entre un uso diario placentero y su fuerte carácter si entramos en conflicto con el acelerador. Asociado en su lanzamiento a una caja manual de seis relaciones -habrá más adelante transmisón PDK-, el Cayman GTS es capaz de alcanzar los 293 km/h o acelerar en 4,5 segundos de 0 a 100 km/h si nos ponemos bravos.

A la vez se puede convertir en un plácido vehículo 'de paseo', con desconexión automática de tres de sus cilindros si nos movemos entre 1.600 y 2.500 rpm y no solicitamos más de 10,2 mkg de par. De esta manera reduce su sed.

El 718 Cayman GTS rebaja 20 milímetros la altura del chasis -puede hacerlo otros 10 con la suspensión deportiva PASM-, monta un control vectorial del par y un autoblocante mecánico trasero. Los discos de freno son de acero perforados y en opción se ofrecen los carbocerámicos.

Tuvimos ocasión de rodar en el circuito de Estoril

Es una gozada cómo tracciona, la dirección, la precisión del cambio con efecto punta-tacón al reducir, el empuje hasta las 7.800 rpm del motor, su sonido y las prestaciones, registrando hasta 243 km/h de velocidad punta al final de recta. Una maravilla que cuesta 94.580 euros, mientras que el precio del Boxster GTS es de 96.888 euros.