domingo, 29 mayo 2022

Nissan GT-R. Se conduce con la PlayStation

Nissan acaba de crear el coche a control remoto definitivo: un Nissan GT-R conducido mediante el mando DualShock 4 de PlayStation. Se trata de un prototipo único, que ha servido para celebrar la presentación del videojuego 'Gran Turismo Sport', el nuevo título que llegará al mercado europeo el 18 de octubre. Con esta acción, la marca automovilística celebra el 20 aniversario de la colaboración con Sony en esta aclamada franquicia de videojuegos.

Para comprobar todo el potencial en la pista de este GT-R/C, Nissan eligió al piloto Jann Mardenborough, ganador en 2011 de la GT Academy, el programa de Nissan para descubrir y desarrollar pilotos, que primero demuestran sus habilidades al volante de coches virtuales para más tarde convertirse en profesionales y correr en trazados y competiciones reales. Mardenborough controló el coche con el mando de la PlayStation desde la cabina de un helicóptero Robinson R44 Raven II en el circuito de Silverstone.

El GT-R/C fue diseñado en Reino Unido por JLB Design, Ltd., usando como base un R35 V6 de 542 CV de 2011 con especificaciones de serie. Y, durante la vuelta más rápida de Mardenborough (1:17:47), consiguió una velocidad media de 122 km/h y alcanzó una velocidad máxima de 210 km/h, cuando la media del circuito de 2,6 km es de 134 km/h. Pero este modelo es capaz de alcanzar una velocidad punta de 315 km/h sin que nadie se siente al volante, así que no nos extrañaremos demasiado si en breve no lo vemos protagonizando una nueva gesta.

Un GT-R modificado

El Nissan GT-R/C incorpora cuatro robots que controlan dirección, transmisión, frenos y acelerador. Seis ordenadores instalados en el maletero actualizan los controles 100 veces por segundo. La posición de la dirección se mide hasta en una parte por cada 65.000. El mando DualShock 4 sin modificar se conecta a un micrordenador que interpreta las señales del joystick y de los botones, y las transmite a los sistemas integrados del GT-R/C. El control inalámbrico tiene un alcance de un kilómetro.

Para ayudar a Mardenborough a controlar la velocidad del vehículo en las curvas, se instaló un sensor Racelogic VBOX Motorsport, de modo que la información de la velocidad se transmitía a una pantalla LCD situada en la cabina del helicóptero. El GT-R/C también cuenta con dos sistemas de seguridad independientes, que funcionan con frecuencias de radio diferentes, lo cual permite a dos operadores adicionales activar los frenos ABS y apagar el motor en caso de que el piloto principal pierda el control del vehículo.

El Nissan GT-R/C se utilizará en 2018 en una gira por escuelas e institutos del Reino Unido para promover futuras carreras en los ámbitos de la ciencia, la tecnología, la ingeniería y las matemáticas.