Koenigsegg CCR. Por el primero visto en público se pagarán 760.000 euros
HICIERON 14 UNIDADES

Koenigsegg CCR. Por el primero visto en público se pagarán 760.000 euros

Ante tus ojos tienes el primer Koenigsegg CCR que se expuso en público y ahora puede lucir como una obra de arte en tu garaje. Y es que lo sacará a subasta RM Sotheby's en Milán.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

4 de Junio 2021 15:00

Comparte este artículo: 0 0

El primer Koenigsegg que vio la luz llevaba el nombre de CC y unos años más tarde el fabricante de Angelholm presentaba su CC8S. Posteriormente hacía su acto de presencia en el Salón del Automóvil de Ginebra en 2004 el CCR; más concretamente este CCR que ahora mismo tienes ante tus ojos, que es el tercer vehículo fabricado por la compañía sueca y que contaba con importantes mejoras respecto a sus dos antecesores.

Esta maravilla de la ingeniería esconde el número de chasis #7011 y fue utilizado por Koenigsegg como vehículo de exhibición durante un par de años, concretamente hasta que fue adquirido por un cliente en Alemania, donde fue matriculado en mayo de 2006. Esa carrocería está acabada en un color llamado Lava Orange y se trata de uno de los 14 Koenigsegg CCR que se fabricaron a lo largo de la historia.

Con 15 años y 2.347 kilómetros

Cierto es que ha tenido una ajetreada vida pasando por manos de coleccionistas Alemanes y Franceses, hasta acabar en Luxemburgo. Pero aún así hay que tener en cuenta que en todo este tiempo, quince años, apenas ha recorrido 2.347 kilómetros.

Semejante criatura esconde un potente corazón 4.7 V8, que a diferencia de los actuales Koenigsegg no emplea dos turbocompresores, sino que en su lugar aparecen dos compresores volumétricos que le ayudan a generar un total de 806 CV de potencia y 920 Nm de par motor, enviado todo ello a sus dos neumáticos traseros por medio de un cambio manual con 6 velocidades.

El 28 de febrero de 2005 alcanzó 387,87 km/h

Como buen vehículo de exhibición, Koenigsegg se plantó el 28 de febrero de 2005 en el circuito de Nardo en Italia con este CCR, el cual alcanzó una velocidad punta de 387,87 km/h, superando así el actual récord para un vehículo de calle, que estaba por aquellos entonces aún en poder del sublime McLaren F1 con sus 386,4 km/h. Aunque fue realmente rápido, el récord le duró bastante poco a la firma sueca, porque ese mismo año el mítico Bugatti Veyron se lo arrebataba superando la barrera de los 400 km/h.

Si te quieres hacer con una pieza única y con un ejemplar mítico para la compañía de Angelholm, que sepas que serán los expertos de RM Sotheby's quienes le busquen un nuevo hogar el mes que viene en una subasta que tendrá lugar en Milán y donde aseguran que cambiará de manos por entre 720.000 y 760.000 euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon