Conducimos el Volvo XC40 T2. Entra en el 'Universo Volvo'
129 CABALLOS

Conducimos el Volvo XC40 T2. Entra en el 'Universo Volvo'

El 'Universo Volvo' se abre con este nuevo XC40 T2, versión de acceso a la gama del fabricante sueco que brilla con todo lo que siempre brilla un Volvo (calidad, tecnología, seguridad, eficiencia...) a un precio sorprendente.

Javier Montoya

Javier Montoya Twitter

4 de Noviembre 2020 22:00

Comparte este artículo: 0 0

Volvo abre las puertas de su gama con la llegada de una nueva versión de su modelo de acceso, el XC40. Un SUV compacto que se ha convertido en uno de los mayores éxitos en la historia de la marca. Un modelo con el que el fabricante sueco ganó por primera vez el premio al Mejor Coche del Año en Europa en 2018. Y ese reconocimiento de la prensa especializada se ha trasladado también a los consumidores. Gracias a ellos, en estos tres año, el XC40 se ha convertido en el segundo modelo más vendido de la marca -por detrás del XC60- y el primero en España.

Todo ello, sin contar con una versión de acceso a la gama de corte más 'popular', pues hasta ahora la versión de entrada contaba con 150 caballos en diésel o 163 en gasolina... Pero ahora, la firma sueca amplía sus horizontes con este T2 que acaba de ponerse a la venta en España. Un modelo que estrena el motor tricilíndrico desarrollado por el fabricante sueco, un 1.5 de 129 caballos de potencia; y que sobre todo demuestra su objetivo de llegar a muchos más clientes con un precio que lo sitúa en el radar de muchos posibles compradores. Disponible con un precio de tarifa de 31.450 euros, hasta fin de año, la marca lanza una Premium Edition que al financiar deja el precio del coche en 23.700 euros. Nunca un Volvo ha sido más accesible que ahora.

Accesible y sin perder ninguna de las características que han convertido a Volvo en una de la marcas premium más valoradas y con un crecimiento más rápido en los últimos años -seis años consecutivos con ventas récord, ha pasado de vender 450.000 coches en 2011 a los 700.000 de 2019; o de tener 21.500 empleados y 2 fábricas en 2011 a los 43.000 trabajadores y 6 factorías en 2019-. Detalles que se mezclan para crear el ADN de Volvo: seguridad, tecnología, eficiencia, calidad y cuidado por el detalle. Todo eso lo vamos a encontrar en el nuevo XC40 T2.

Con todo lo imaginable en seguridad

Si hablamos de seguridad, vemos que el nuevo modelo está a la altura de la tradición sueca. Incluso, que, aunque sea una versión de acceso, estrena novedades en este apartado, como el City Safety de serie -con frendado de emergencia que frena ante ciclistas, peatones o animales-, el PIlot Assist o el Care Key, que permite limitar la velocidad por ejemplo si le dejas el coche a alguien.

Elementos que se unen a una dotación de sistemas de seguridad de vanguardia: atenuación de colisiones con vehículos del carril contrario, Detección del borde de la calzada, Protección en caso de salida de la calzada. También asistente de frenado en cruces, un asistente activo de permanencia en el carril, un limitador de velocidad, un sistema de reconocimiento de señales de tráfico y el sistema de llamada de emergencia Volvo on Call.

Desarrollado sobre la plataforma SPA, el XC40 puede contar con las tecnologías de modelos superiores, con lo que se puede decir que este modelo recopila lo mejor de la tecnología del fabricante sueco. Tanto a nivel de seguridad como en otros apartados, como por ejemplo el de la comunicación donde incorpora el sistema de infoentretenimiento Sensus Connect con aplicaciones basadas en la nube para la transmisión de música y servicios muy prácticos, como "Park &Pay", que se encarga de buscar una plaza libre en un aparcamiento y de llevar a cabo el pago. Además, por supuesto, de poder conectar tu smartphone a través de Apple CarPlay y Android Auto para manejar las funciones de este desde la pantalla central.

Calidad de acabado sobresaliente

También es cien por cien Volvo en la calidad de acabados y equipamiento. Este XC40 T2 cuenta con un nivel de terminación sobresaliente donde destacan unos materiales a gran altura. El interior ofrece un diseño racional y atractivo, con un aire muy escandinavo, donde los materiales usados tienen un aire muy sostenible. El salpicadero cuenta con una pantalla vertical de 9 pulgadas cuyo manejo es tan intuitivo como el de una tablet. Una pantalla de serie en todos los acabados, que es la más grande del segmento. Y a ella se une un nuevo cuadro de instrumentos digital de 12 pulgadas que también es de serie.

Para mover a este XC40 T2 con la máxima eficiencia pero sin descuidar el rendimiento, la marca sueca ha creado un motor de gasolina de tres cilindros turboalimentado de la familia Drive-E. Con 129 caballos es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 10,9 segundos. Y con una economía de uso que es otro de sus grandes atractivos, pues homologa 6,8 l/100 km bajo el protocolo de homologación WLTP. Disponible con cambio manual de seis velocidades o automático de doble embrague y ocho marchas, este XC40 T2 solo se ofrece con tracción delantera.

Para nuestra prueba, que se desarrolla en carreteras asturianas, contamos con una T2 con cambio manual, una caja que hace tiempo no probábamos y que nos agrada por el manejo de la palanca, suave y precisa y por el correcto escalonamiento de las marchas.

Motor refinado y contundente

Pero lo primero que nos llama la atención es la suavidad y finura del motor. Hemos probado ya bastantes tricilíndricos, en general con resultados satisfactorios; pero en este caso casi tenemos que mirar la ficha técnica para asegurarnos de que estamos ante un motor con esta configuración, pues ni por sonido, ni por vibraciones podriamos pensar en un motor de tres cilindros. El 1.5 es muy refinado, por tanto, pero también contundente. 129 caballos muy aprovechables, más que suficientes para los que buscan un uso más tranquilo del coche.

Empuja y recupera con prontitud -suponemos que será más evidente en las versiones de cambio automático- y jugar con el cambio manual es una delicia. Además es capaz de mantener cruceros elevados en autovía o circular a 120 casi a punta de gas y con un consumo muy poco por encima de los 5 litros. La dirección y los frenos están a gran altura, en el primer caso con la dureza justa y transmitiendo fielmente lo que pasa bajo las ruedas. Y en cuanto a las suspensiones, aunque priman el confort, tienen un grado de dureza muy adecuado.

En carreteras de doble sentido y montaña en el interior de Asturias, saca carácter y muestra que, bien utilizados, los 129 caballos y los tres cilindros, te van a dar muchas satisfacciones y diversión al volante. Sus contenidas medidas exteriores y peso lo hacen muy ágil y se desenvuelve como pez en el agua en zona de curvas. Eso sí, su corta batalla a veces genera reacciones un poco 'nerviosas' del tren trasero en curvas cerradas o tomadas a ritmo muy ligero. Pero obedece en todo momento a las correcciones del conductor.

Tras más de 300 kilómetros en todo tipo de trazados, el veredicto está claro. No se nos ocurre una mejor manera de entrar en el 'Universo Volvo'. Un modelo que tiene la carrocería de moda, todo lo que Volvo es capaz de ofrecer en sus modelos más exclusivos, un motor de última generación con un rendimiento excepcional y un nivel de potencia más que suficiente y a un precio -esos 23.700 euros para pedidos hasta final de año que incluyan financiación- sorprendente.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon