BMW i4 eDrive40. Todos sus detalles
DESDE 58.300 EUROS EN ALEMANIA

BMW i4 eDrive40. Todos sus detalles

El eléctrico i4 de BMW da la bienvenida a su versión eDrive40, de la que han desvelado todos los detalles.

Santiago Casero

2 de Junio 2021 13:00

Comparte este artículo: 0 0

La firma alemana acaba de presentar de manera detallada la versión eDrive40 de su eléctrico i4, que parte en Alemania desde los 58.300 euros.

Un único motor eléctrico y 340 CV

Bajo la aerodinámica carrocería del i4, BMW lo ha dotado de un único motor eléctrico colocado en el eje posterior.Dicho propulsor genera 340 CV de potencia y 416 Nm de par. A él se acopla una batería de 81,5 kWh de capacidad y una transmisión de una velocidad. BMW ha querido hacer hincapié en que sus motores eléctricos no recurren a materiales raros naturales, por lo que además de ser más respetuosas con el medio ambiente, son más eficientes.

Pero volvamos a las prestaciones. Con este único motor, el i4 es capaz de alcanzar los 100 km/h en 5,7 segundos, hasta alcanzar como velocidad punta los 189 km/h, lo que lo coloca en el territorio del BMW 330i. Pero además de la velocidad y aceleración, el i4 eDrive40 debe cumplir también en cuanto a autonomía, que es uno de los factores que más importan a los usuarios interesados en un eléctrico. Aquí, el i4 eDrive40 recurre a las baterías de quinta generación de la compañía, que en este caso tienen una capacidad de 81,5 kWh y que permiten al sedán recorrer hasta 482 kilómetros con una sola carga (en ciclo EPA). Además, el coche soporta cargas de hasta 200 kW, por lo que podemos sacarle 144 kilómetros extra en tan solo 10 minutos enchufados.

Y no acaban aquí las diferencias o novedades mecánicas. Este i4 eDrive40, comparado con un Serie 3 de combustión, sitúa su centro de gravedad 5,3 centímetros más bajo, lo que se traduce en un mejor manejo y paso por curva. A esto también ayudan elementos de serie como la suspensión neumática trasera, la dirección electromecánica con función Servotronic o un avanzado sistema dinámico de control de estabilidad.

Minimalismo interior

Todo esto hace que el i4, a pesar de ser un eléctrico, tenga un manejo mucho más delicado, cosa que con el peso extra que suelen dar en la balanza los cero emisiones, es de agradecer. Donde sí que parece, y así quiere que sea BMW, un eléctrico, es en su interior. Aquí la firma alemana ha apostado por mezclar un diseño clásico de BMW con toda esa tecnología que desean tener los usuarios de un coche así de moderno. Lo primero que destaca es su enorme pantalla de 12,3 pulgadas unida con el cuadro de instrumentos digital de 14,9. Ambas están juntas en una gran pantalla curva que recorre el salpicadero y que parece que esté flotando en él. El cristal que se ha empleado en su fabricación es antirreflejos, por lo que no precisa de la clásica visera para taparnos el sol. Un sistema de Head-Up display, así como Apple CarPlay y Android Auto inalámbricos o un climatizador automático de tres zonas, son elementos que también encontraremos de serie en el nuevo i4 eDrive40. El climatizador, por cierto, no dispone de botones físicos, por lo que todo se opera a través de la pantalla táctil, lo que resulta un poco engorroso en depende qué situaciones, sobre todo si vamos conduciendo.

Por último, en el apartado de los asistentes y ayudas a la conducción, el i4 eDrive40 llega de serie con varios elementos, además de que tendremos otros en opción. Algunos de los más interesantes son el Control de Crucero Activo con función Stop & Go, el Asistente de Límite de Velocidad o el Driving Assistance Professional, que nos permitirá disfrutar de una conducción autónoma de nivel 2.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16
Salon