No es especialmente llamativo por fuera, ni se diferencia mucho de otros 308. Las llantas, las pinzas de freno, los escapes… llaman la atención.

Artículo anteriorPeugeot 308 GTI. Dinámicas bicolor
Artículo siguientePeugeot 308 GTI. Detalles interior