miércoles, 17 agosto 2022

El fabricante chino NIO ofrecerá un coche eléctrico por 15.000 euros

Es un secreto a voces que el precio de los vehículos eléctricos se irá reduciendo con el paso del tiempo. Y el fabricante chino NIO está tan convencido de ello que pretende lanzar al mercado un modelo que costará 15.000 euros. Lo hará además bajo el nombre de una nueva marca, especializada en coches eléctricos asequibles.

La compañía china NIO cuenta en sus filas con una segunda marca conocida con el nombre de ALPS. Esta busca poner en el mercado vehículos eléctricos en toda China, que tendrán precios que oscilarán entre 150.000 y 300.000 yuanes. Eso lo puedes traducir como entre 22.000 y 44.000 euros. Pero eso no ocurrirá hasta mediados de 2024.

La nueva marca de NIO se llama Project Firefly

Ahora la novedad es saber que NIO trabaja en el desarrollo de una tercera marca, que irá un paso más allá que ALPS. Se dice que esta futura firma se conoce actualmente y a título interno como Project Firefly y ambición no le falta. Tanto es así que estará enfocada a producir vehículos eléctricos aún más asequibles, pues su objetivo es ponerlos en el mercado con tarifas que van a oscilar entre los 100.000 y los 200.000 yuanes. Eso lo puedes traducir como entre 15.000 y 30.000 euros. Como ocurrirá con ALPS, esta futura Project Firefly operará independientemente de NIO y contará con su propio equipo de investigación y desarrollo.

En estas dos nuevas marcas no es lo único en lo que NIO está trabajando en la actualidad. Tanto es así que parece ser que el gigante chino quiere adentrarse en el mundo de los smartphone con una marca propia. Esta podría nacer para plantar cara a las conocidas Huawei y Xiaomi, dos marcas chinas cada vez más arraigadas en el resto del mundo.

Los smartphone serán el futuro para el fabricante chino

Diferentes rumores apuntan a que los futuros teléfonos inteligentes de NIO serán desarrollados para complementar a la perfección los sistemas de infoentretenimiento equipados en sus vehículos. Y de estos también heredarán detalles como su diseño o su gama de colores.

Poco a poco el fabricante chino NIO comienza a hacerse un hueco dentro del segmento. Hasta el punto de que el pasado mes de julio anunció que la marca había entregado 10.052 vehículos. Y eso podría traducirse en entregar entre 36.000 y 38.000 vehículos en el tercer trimestre de este mismo año.