miércoles, 8 febrero 2023

¿Mal perder, o razones justificadas? Cuando Max Verstappen no gana en las carreras

Uno de los errores de pilotaje más sentidos por Max Verstappen en los últimos
tiempos posiblemente no fuera en la Fórmula 1
. En realidad, no cometió casi
ninguno de relevancia en la pasada temporada a bordo de su Red Bull. Fue, sin
embargo, en su participación de 2022 de las 24 Horas de Le Mans virtuales
.
Cuando su equipo marchaba en cabeza y arrasaba a sus rivales, un error del
holandés al superar a un doblado le sacó fuera de la pista. No estaba acostumbrado
a semejantes situaciones, máxime cuando fallaba a sus compañeros que, además,
perdieron una sustanciosa cantidad económica.


De aquí quizás la sorprendente y airada reacción del piloto holandés cuando se retiraba
de la reciente edición virtual de la carrera francesa. En esta ocasión, por problemas
técnicos cuando también marchaba en cabeza, aunque en esta ocasión imputable a los organizadores
. La reacción del holandés ha puesto en el foco las limitaciones de
las carreras virtuales, que han vivido una extraordinaria explosión en los dos últimos años.

Los malos modos de Max Verstappen

2022 Max Verstappen 24 Horas de Le Mans virtuales. Imagen.

Max Verstappen calificaba como “un show de payasos” la ultima gran cita virtual.
Cuando marcaba en cabeza, el equipo de Verstappen y algún otro quedó fuera de
juego por los problemas de conexión. Tras perder casi par de vueltas cuando esta
fue recuperada, Max Verstappen decidió abandonar. Era el segundo año consecutivo en
el que, por unas u otras razones, no terminaba la prueba
. Antes, varios problemas
técnicos más habían obligado a sacar la bandera roja a la prueba. En este caso, se
trataba de una de las grandes plataformas de simulación ‘on line’, rFactor, que
compite en el mercado con iRacing y Assetto Corsa. El holandés reaccionó con la
misma vehemencia de carácter y asertividad en sus palabras como también en la
Fórmula 1.


El mundo de la competición virtual ha adquirido niveles extraordinarios, con
estructuras profesionales altamente preparadas que contratan a los mejores
pilotos del mundo y los someten a duras disciplinas de trabajo y preparación.
Las pasadas 24 Horas virtuales cerraba el campeonato de resistencia de la
plataforma, y contaba con la presencia, por ejemplo, de estructuras oficiales como la de Peugeot o Mercedes AG o Alpine y de otras organizaciones vinculadas a la competición
. La nómina de pilotos profesionales era extraordinaria para esta
edición, que contaba con los tres campeones en vigor de la Formula 1, Formula 2 y
Formula 3: el propio Verstappen, Felipe Drugovich y Victor Martins, además de
pilotos como Romain Grosjean y el piloto de McLaren en el IndyCar Felix
Rosenqvist.

El mundo virtual no es lo más querido por Max Verstappen

2022 Max Verstappen Red Bull RB18. Imagen.

La sofisticación y complejidad de las carreras virtuales se ha puesto de nuevo en
evidencia con las pasadas 24 Horas de Le Mans. No solo por los problemas técnicos
susceptibles en los montajes técnicos de cada equipo -el equipo RedLine sufrió un
problema la pasada temporada-, sino también uno de los más temidos: los
problemas de conexión, el gran desafío cuando las carreras se disputan a la
milésima, como en la vida real
. En este sentido, los servidores de cada plataforma y
su interconexión son cruciales para el desarrollo de carreras virtuales, máxime si
son de larga duración como las 24 Horas.


«Te preparas durante cinco meses para tratar de ganar este campeonato, estás
liderando, estás tratando de ganar esta carrera para la que te has estado
preparando durante dos meses”, declaraba Max Verstappen al retirarse de la prueba.
“Sinceramente, es una broma. No puedes llamar a esto un evento. Es un espectáculo
de payasos”. La enorme popularidad de Max Verstappen se convirtió en un ‘boomerang’ en contra de una de las plataformas más importantes de simulación on line. El abandono y las duras palabras de Max Verstappen pusieron en evidencia a rFactor.

Max Verstappen y Fenando Alonso tienen su equipo de simulación

FERNANDO ALONSO Y MAX VERSTAPPEN Motor16

«Para Max, solo cuenta la competición, no está haciendo esto por el dinero. Utiliza
mucho de su tiempo libre para ayudar al equipo, pero también para promover la
carrera. Es un dos veces campeón de F1, y estaba totalmente implicado en esta
carrera, la más importante del año», justificaba Azte Kerkhof, responsable del
equipo RedLine en el que participa el holandés, tanto desde el punto de vista
deportivo como accionarial. Kerkhof es amigo personal de Max Verstappen, estrella del ‘sim racing’, y ‘sparring’ del piloto holandés para preparar carreras desde su
llegada a la Formula 3
. Verstappen se ha involucrado en la creación de Redline
como Fernando Alonso en su propio equipo de simulación.

Los pilotos de simulación pasan ingentes horas preparando reglajes y puesta a
punto dada la facilidad que permiten para ello el mundo virtual. De aquí las
referencias de Max Verstappen a todo el trabajo implicado entre bastidores durante
meses y meses, especialmente en una carrera como las 24 Horas de Le Mans, que
exige preparación y puesta a punto de las máquinas para todo tipo de condiciones
ambientales, noche y día. El propio Kerkhof contaba la anécdota de que Verstappen
le mandaba reglajes al equipo durante una competición durante una bandera roja
de media hora en un gran premio de Fórmula 1
. Por ejemplo, Redline, el mejor
equipo del mundo en la actualidad, cuenta incluso con el patrocinio de Red Bull.

El holandés deberá pensar más en digital

2022 Max Verstappen. Imagen simulador.

Romain Grosjean, ex de Formula 1 y actualmente en el Indycar, también participó
en la carrera con su propio equipo, R8G, que además ganó la carrera en la categoría
GT. El francés es embajador de la plataforma y en las redes sociales intentó echar
un cable a los organizadores, equiparando los problemas técnicos de los servidores con los fallos mecánicos de la competición real
. La reacción en contra a sus comentarios no se hizo esperar por parte de muchos aficionados. A la postre, fue el
propio equipo Redline el que, curiosamente, ganó la carrera con su segundo
equipo, en el que estaban integrados Drugovich y Rosenqvist. Parece que Máx
Verstappen ha vuelto a ser el mismo de la Formula 1
, aunque ahora en el mundo
virtual.