BMW M2 CS Racing. Vestido para competir
SOLO PARA CIRCUITO

BMW M2 CS Racing. Vestido para competir

BMW Motorsport ha creado una versión de competición de su nuevo BMW M2 CS. Esta criatura solo se puede utilizar dentro de los circuitos y cuesta 95.000 euros sin impuestos.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

9 de Noviembre 2019 11:00

Comparte este artículo: 20 5

Muy poco han tardado los chicos de BMW Motorsport en mostrar la versión de competición de su nuevo BMW M2 CS, la cual añade el apellido Racing.

Como la variante 'civilizada', este salvaje BMW M2 CS Racing emplea el conocido propulsor S55, un bloque de tres litros y tecnología TwinPower Turbo que queda descafeinado para competición, pues su potencia podrá oscilar entre 280 y 365 CV dependiendo de la categoría en que nos inscribamos con esta máquina. Y recuerda que la versión de calle alcanza ahora los 450 CV de potencia. Eso sí, el par motor se mantiene en 550 Nm.

Esa energía se envía exclusivamente a las ruedas traseras por medio de una transmisión automática de doble embrague M DKG de siete velocidades, que presenta un software desarrollado para la competición y un sistema de enfriamiento especial. También tiene su propio sistema de refrigeración el diferencial trasero mecánico Drexler.

Desarrollado para rodar en circuito

Y es que esta criatura de carreras tiene componentes especiales para rodar a toda velocidad por cualquier circuito del planeta. Tanto que su sistema electrónico lo comparte con el BMW M4 GT4, tiene un chasis aprobado por la FIA, techo en fibra de carbono, un sistema de ABS específico, soportes activos para el motor, barras estabilizadoras y suspensión ZF Sachs con tres niveles de regulación, llantas forjadas de 18 pulgadas equipadas con gomas Michelin...

Esta versión de competición del BMW M2 CS tiene todo lo necesario para rodar al máximo dentro de cualquier circuito del mundo. Su motor está descafeinado respecto a las versiones de calle.Esta versión de competición del BMW M2 CS tiene todo lo necesario para rodar al máximo dentro de cualquier circuito del mundo. Su motor está descafeinado respecto a las versiones de calle.

Decir que el especialista Alcon firma unas pinzas de seis pistones para el eje delantero, que muerden unos discos de 380 milímetros. Pero detrás comparte equipo con el BMW M2 CS, con pinzas de cuatro pistones y discos de 380 milímetros.

BMW Motorsport está pidiendo un total de 95.000 euros sin impuestos por cada una de estas criaturas, que comenzarán a ser entregadas a mediados de 2020 para disputar todo tipo de campeonatos alrededor del mundo.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16