El especialista ha tomado como punto de partida un vehículo de Mercedes-Benz (curioso cuando la firma de la estrella ya tiene su propio departamento de blindados: Guard), en concreto un impresionante Mercedes-AMG G 63, para el que han desarrollado tres programas de personalización diferentes: Pure, Luxury y Mission.

Artículo anteriorEl nuevo Renault Captur Zen e-Tech Plug-in no tiene rival
Artículo siguienteAsí es el robusto Ford F-150 Tremor 2021