Según Mashai Otsuka, jefe de I+D en Mazda North America y supervisor del desarrollo del CX-9 en su puesto anterior en Japón nos comenta que «En su desarrollo quisimos crear un vehículo que pudiese hacer las delicias tanto de las familias como de las parejas. Ahora tenemos el orgullo de decir que el IIHS ha reconocido que la seguridad del nuevo CX-9 es de las mejores, destacando los logros de nuestro equipo de ingeniería».

Y no nos extraña que estén orgullosos, puesto que su vehículo marcó el tope de puntuación en las cinco pruebas de choque y pasó la extricta prueba de faros con los LEDs de serie. Esto fue suficiente para marcar la calificación más alta en el Top Safety Pick gracias a su sistema de prevención de accidentes frontal.

Artículo anteriorEl nuevo motor 1.0 del Nissan Micra se convierte en superventas
Artículo siguienteRenault estrena motor 1.3 de gasolina