Nissan X-Trail DCI 177 CV 4x4-i Xtronic Tekna. Madera de líder
PRUEBA

Nissan X-Trail DCI 177 CV 4x4-i Xtronic Tekna. Madera de líder

Es el SUV más vendido de su categoría gracias a sus sólidos argumentos, como la habitabilidad, una tecnología punta en materia de seguridad y unas cualidades 'off road' superiores a la media de su segmento. Lo probamos con su motor diésel más potente.

Gregorio Arroyo

Gregorio Arroyo

20 de Agosto 2018 21:00

Comparte este artículo: 45 7 0

No es fácil mantenerse en lo más alto durante mucho tiempo en un segmento tan competitivo como éste. Por eso, Nissan sometió hace diez meses al X-Trail a una intensa puesta a día, sabedor de que llegaban rivales del calibre del Skoda Kodiaq o el Volkswagen Tiguan Allspace.

Su actualización fue más 'decorosa' y estilista que otra cosa, pero efectiva. No hubo cambios, por ejemplo, en el aspecto dinámico y motriz, que aguantan el envite de los recién llegados como pueden.

El X-Trail saca pecho en lo que siempre ha hecho bien. Sus aptitudes camperas son superiores a la media de lo que ofrecen sus rivales. Es cierto que, como casi todos, dispone de variantes con tracción delantera, pero las que portan el sistema 4x4-i lo bordan.

A su generosa distancia al suelo de 210 milímetros añade un asistente que permite elegir entre los modos 2WD -para resultar más eficiente-, Auto -el sistema distribuye la motricidad entre ambos ejes en función de la adherencia- y Lock -implica un bloqueo del diferencial central activo hasta una velocidad de 40 km/h-. Esta última función y los neumáticos de código 4x4 SUV implican una mayor capacidad campera, sobre todo en los delicados cruces de puentes. Además, incorpora un práctico control de descensos y una visión 360º muy útil para ver los obstáculos.

Motor 2.0 dCi de 177 CV

Dicho esto, la dinámica de nuestro protagonista en asfalto no es tan 'redonda' como la de algunos de sus rivales. El propulsor 2.0 dCi de 177 caballos ofrece un buen rendimiento, pero queda un tanto lastrado por el cambio Xtronic, un variador continuo que es una delicia en ciudad o en conducción tranquila, pero que no es tan agradable cuando buscamos prestaciones. Y eso que en su mapa presenta siete relaciones, que se pueden accionar de forma secuencial, y un programa Sport, pero no evita ese efecto 'patinamiento' en aceleraciones bruscas que incrementa la sonoridad.

Además, el consumo real es más elevado -8,0 litros de media durante la prueba- y se muestra algo más ruidoso. Dinámicamente es confortable, aunque no tan ágil como otras opciones, como el VW Tiguan Allspace, y los neumáticos mixtos provocan unas distancias de frenado más largas: 41 metros necesita para detenerse desde 100 km/h.

Donde vuelve a brillar con fuerza es en su dotación de serie, y más con el nivel Tekna que nos ocupa. Al sofisticado Escudo de Protección Inteligente añade una dotación en materia de confort, conectividad y seguridad difícil de igualar por sus rivales sin pasar por la carta de opciones...

LA CLAVE

El X-Trail quizás sea la mejor alternativa si buscamos unas cualidades 'off road' más sólidas y un equipamiento de serie demoledor en relación con lo que pagamos. Además, es amplio y confortable, pero en asfalto su dinámica y el conjunto motor-cambio ya no se muestra tran atractivo como en otro rivales.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16