Prueba de consumo con el Seat Ibiza. Mil kilómetros... y subiendo
4,55 LITROS DE GASTO REAL

Prueba de consumo con el Seat Ibiza. Mil kilómetros... y subiendo

No hemos usado un laboratorio para medir el consumo del Ibiza con el nuevo motor 1.0 EcoTSI de 95 caballos. Sencillamente hemos llenado de gasolina su depósito y hemos salido a carretera para circular a ritmo turístico. El resultado es sorprendente, con promedios que hasta hace bien poco parecían reservados a modelos diésel.

Pedro Martín

Pedro Martín

14 de Octubre 2015 12:44

Comparte este artículo: 15 0

Un gasto extraurbano oficial de 3,7 l/100 km o un promedio mixto ciudad/carretera de 4,2 litros son datos excelentes, pero queríamos saber si el consumo del Ibiza 1.0 EcoTSI es, en la práctica, tan bajo como se anuncia. Y, lo avanzamos ya, sí lo es.

El contenido gasto real de nuestra unidad tiene, en cualquier caso, un mérito especial, pues equipaba los neumáticos del Pack Connect Blue -unos 215/45 R16 de carácter deportivo- en lugar de los 185/60 R15 de serie, con los que aún podríamos haber 'limado' alguna décima. Y lo mismo podemos decir sobre el escaso kilometraje del coche, porque recogíamos 'nuestro' Ibiza con el indicador de distancia de la instrumentación marcando «000063», de modo que tocó realizar un rodaje express para que la mecánica estuviese en la mejor forma posible de cara a un ensayo realista.

Prueba en carretera abierta

Elegimos la CM-42, o Autovía de los Viñedos, porque sus 127 kilómetros por las provincias de Toledo y Ciudad Real tienen un cierto aire de 'pista de pruebas', con interminables rectas y una orografía prácticamente llana en la mayor parte del recorrido. Un magnífico escenario para simular un viaje convencional, como los que millones de automovilistas han protagonizado este verano.

En quinta, y manteniendo por la autovía cruceros de velocidad legales, el consumo medio en el trayecto de ida entre Toledo y Tomelloso se quedó en sólo 4,2 l/100 km, mientras que de regreso, en sentido noroeste y con un ligero viento abrasador de cara -en el día elegido para el test los termómetros rondaban los 40 grados- el valor fue de 4,9 l/100 km, lo que determinó una media absoluta de 4,55 l/100 km, estupenda si tenemos en cuenta las especiales condiciones del ensayo antes citadas. Y abandonando las vías rápidas para afrontar carreteras convencionales con límite de 90 km/h el consumo desciende todavía más, bajando fácilmente de los cuatro litros cada cien kilómetros hasta aproximarnos a los 3,7 l/100 km homologados. Además, con la quinta engranada y a 90 km/h no sólo gastamos poco, sino que podemos apreciar la buena respuesta del 1.0 EcoTSI, pues el desarrollo de la marcha final del cambio es de 41 km/h por cada 1.000 rpm y a 90 km/h el motor gira a 2.200 vueltas, en pleno régimen de par máximo, ya que el tricilíndrico del Ibiza mantiene constantes sus 16,3 mkg entre 1.500 y 3.500 rpm, y basta con incrementar levemente la presión sobre el acelerador para obtener empuje extra.

El resultado, una autonomía superior a los 1.000 kilómetros, incluso por autovía, pues en el depósito caben más de los 45 litros anunciados -unos 50- y el contenido parece casi tan inagotable como en un Ibiza TDI.

Nuevas tecnologías, menos consumo y más diversión

Hubo un tiempo en el que prestaciones y ahorro parecían términos antagónicos, pero el Seat Ibiza 2015 demuestra que se puede lograr una mayor diversión al volante a la vez que se reducen el consumo y las emisiones a la mínima expresión. En el caso de la versión 1.0 EcoTSI probada, 3,7 l/100 km de gasto extraurbano o 97 g/km de emisiones medias de CO2 pero con un nivel dinámico notable: 187 km/h de velocidad y aceleración de 0 a 100 km/h en 10,4 segundos. Uno de los protagonistas está bajo el capó, donde el modelo español estrena la mecánica tricilíndrica 1.0 EcoTSI, con turbo e inyección directa, pero también colabora el sistema Start/Stop, disponible prácticamente en toda la gama y que minimiza el consumo en ciudad porque apaga el motor cuando nos detenemos en un semáforo o por una retención de tráfico, volviendo a encenderlo automáticamente al reemprender la marcha.

Además, el Ibiza 2015 ofrece entre sus funciones el 'EcoTrainer', al que podemos considerar nuestro 'entrenador personal' en materia de ecología, pues supervisa todos los trayectos realizados por el usuario, analiza y compara los valores de consumo y propone consejos para ajustar aún más el gasto, llegando a plantear retos que permiten aprender más sobre conducción eficiente al tiempo que disfrutamos al volante.

Artículos recomendados

Sigue Motor16