lunes, 8 agosto 2022

Singer Porsche 911 Newcastle. Lo veremos en Goodwood

Pocos restauradores especializados en Porsche hay como Singer en todo el mundo. Con base en Estados Unidos, nos sorprende ahora con este Newcastle, un deportivo Porsche 911 que ha vuelto a la vida tras un minucioso trabajo de restauración. Esta última criatura de Singer será presentada en el próximo Festival de la Velocidad de Goodwood, y será pilotado por nada menos que por Chris Harris.

Con una carrocería en fibra de carbono

Para fabricar este Singer Newcastle se tomó como punto de partida un Porsche 911 de la generación 964 que fue fabricado allá por el año 1990. Su carrocería se ha sustituido por completo por una nueva que ha sido creada por Singer en fibra de carbono, sólo que se mantiene fiel al original. Esta carrocería se ha pintado en color blanco, el cual contrasta con los detalles en color azul elegido para las letras de la carrocería y también para sus llamativas llantas de aleación Fuchs de 17 pulgadas. Estas llantas se equipan con unos neumáticos Michelin Pilot Sport PS2 en medida 225/45 delante y 275/40 detrás.

Faros y pilotos también son nuevos, y le aportan un toque revitalizador a un deportivo con 26 años de vida a sus espaldas. Su habitáculo también se ha revisado por completo y se han instalado nuevos asientos deportivos tapizados en cuero azul, mismo color que han elegido para el salpicadero, el piso del vehículo y también para su maletero. Toda pieza se ha tratado con el máximo mimo posible y eso se nota en cada detalle de su interior, donde llama la atención su volante Momo Prototipo o los inconfundibles relojes firma de la casa de Stuttgart.

Un ejemplar con 390 CV de potencia

El propulsor que anima a esta unidad es el más potente que ofrece este restaurador. Desarrollado por el especialista Cosworth siguiendo los esquemas de los originales motores bóxer refrigerados por aire, tiene seis cilindros opuestos y cuatro litros de cilindrada. Esta mecánica atmosférica es capaz de proporcionar una potencia de 390 CV y se combina con una transmisión manual de seis velocidades, de forma que puede acelerar de 0 a 100 km/h en apenas 3,5 segundos.

Al margen de este llamativo Singer Newcastle, decir que este artesanal restaurador se dedica exclusivamente a devolver a la vida deportivos Porsche 911 fabricados entre los años 1990 y 1994, bien con carrocería Coupé o Targa. Ofrece un sinfín de opciones para adecuarlos a los tiempos modernos, pues ofrecen desde aire acondicionado, hasta frenos más grandes, suspensiones optimizadas, cambios automáticos… También son capaces de restaurar el propulsor original, pero Cosworth también idea mecánicas atmosféricas y refrigeradas por aire con 3.6, 3.8 y 4.0 litros, todas con seis cilindros, que son capaces de proporcionar 270, 360 y 390 CV respectivamente.