sábado, 10 diciembre 2022

Range Rover Sport. Se lava la cara

Hay una máxima no escrita que dice que si algo funciona, no lo toques, o hazlo lo mínimo posible. Eso es lo que parece que han hecho los responsables del diseño del Range Rover Sport, un avanzado y versátil modelo que goza de una imagen ya de por sí muy atractiva. Por eso la gama se actualiza con ligeros cambios estéticos, como se puede apreciar en estas imágenes captadas por nuestros compañeros de CarPix, que también nos brindan la oportunidad de observar por primera vez su interior.

El modelo británico se encuentra en la fase final de su nueva etapa. Sin apenas camuflaje podemos comprobar que el diseño exterior recurre a un ligero lavado cara que afecta, principalmente, a la rejilla inferior frontal y al paragolpes, que ahora presume de unas entradas de aire más generosas, pese a no tratarse de la poderosa versión SVR. No hay cambios apreciables en la zaga.

Nueva pantalla táctil y más tecnología

En esta ocasión también se puede ver, por primera vez, cómo será el interior. Tampoco aquí hay una revolución radical. Los cambios afectarán principalmente a la nueva pantalla táctil que preside el salpicadero, más amplia y con nuevas funciones tecnológicas, otra de las principales bazas del nuevo modelo. No parece que la consola central cambie, pero sí que podría hacerlo el cuadro de mandos, donde es casi seguro que todas las versiones apuesten ya por una puesta en escena totalmente digital. desapareciendo por tanto definitivamente las dos esferas analógicas.

Por último, es lógico pensar que la gama de motorizaciones cuente con alguna mejora a nivel de rendimiento y consumo. Se mantiene, en principio, la caja de cambios automática de ocho relaciones y el sistema de tracción total en toda la gama. Su lanzamiento oficial podría producirse en la recta final del año o a principios de 2017.