Primer contacto con el Skoda Octavia. El icono se pone las pilas
EN MAYO EN EL MERCADO

Primer contacto con el Skoda Octavia. El icono se pone las pilas

La nueva generación del Skoda Octavia apuesta por un mayor peso tecnológico con una versión híbrida enchufable y alternativas de GNC. Llega a partir de mayo.

Andrés Mas

Andrés Mas Twitter

13 de Noviembre 2019 15:00

Comparte este artículo: 29 2

El Skoda Octavia cumple 60 años con 6,5 millones de unidades vendidas en todo este tiempo y una posición privilegiada en el mercado como líder del segmento en Europa. Y ahora la marca checa ha preparado la cuarta generación de su icono, un coche que crece en tamaño, en argumentos, en seguridad y en tecnología. En Skoda están hasta tal punto entusiasmados con la llegada del corazón y motor de la marca que aseguran que ni siquiera su mejor SUV puede competir con la versión Combi del nuevo Octavia. Y es que las nuevas características de este modelo lo convierte en un atractivo familiar que roza el segmento Premium y que ya es capaz de plantar cara a cualquier rival.

El nuevo Octavia ha seguido creciendo y ahora la berlina y el Combi son 19 mm y 22 mm más largos, respectivamente, que el modelo de tercera generación. Su anchura también se ha incrementado en 15 mm. La capacidad del maletero del Combi, que es la mayor de su segmento, se ha incrementado en 30 l, hasta los 640 l. Y la de la berlina es de 600 l - 10 l más que la generación anterior. Pero además la zona de carga se ha cuidado al máximo con numerosas perchas plegables, bandeja cubre equipajes con quitasol integrado y soluciones "Simply Clever" como separadores con velcro para que las maletas no se muevan. La bandeja automática cubre equipajes en la versión Combi se retira en dos tramos para facilitar su recogida y al margen del aumento de espacio, ambos modelos pueden llevar rueda de repuesto de tamaño normal como el resto. Todos salvo la nueva versión iV híbrida enchufable, que pierde parte de su volumen bajo el plano de carga para alojar la batería.

Híbrido enchufable y de GNC

Y es que por primera vez, la gama del Octavia incluye un híbrido enchufable, el Octavia iV ,que puede que tenga incluso versión RS. Por lo demás, a nivel mecánico los cambios son de calado ya que algunos de los motores de gasolina, los EVO 1.0 TSI o 1.5 TSI, cuentan con tecnología híbrida suave cuando están equipadas con DSG. Usando un motor de arranque de 48 voltios accionado por correa y una batería de iones de litio de 48 voltios, es posible recuperar la energía de frenada, apoyar el motor de combustión proporcionándole un impulso eléctrico y circular en retención con el motor completamente apagado. Por su parte, los motores diésel EVO aplican un nuevo tratamiento de gases de escape con dos catalizadores SCR, AdBlue y nada menos que un 80 por ciento menos de emisiones de NOx.

El Octavia G-TEC con gas natural comprimido cuenta con una capacidad total de los tres tanques de GNC de 17,7 kg, lo que le permite recorrer distancias de hasta 523 km. Y otros 278 km pueden recorrerse usando únicamente su depósito de gasolina de 9 litros, lo que significa que el Octavia G-TEC puede recorrer más de 800 km sin parar a repostar. En este caso el maletero de la berlina cubica 455 l, y la capacidad del Combi se reduce hasta los 495 l, sin posibilidad de montar ninguno de los dos rueda de respuesta, ni siquiera de tamaño de emergencia. La placa G-TEC en la parte trasera, y un Virtual Cockpit específica, son los otros rasgos distintivos de este modelo de gas natural. Tanto los Octavia con Mild Hybrid, como el Octavia de Gas G-TEC contarán en España con la etiqueta ECO de la DGT. Y en el híbrido enchufable, un motor de gasolina 1.4 TSI y un motor eléctrico ofrecen una potencia combinada de 204 CV. Con una capacidad de 37 Ah que proporciona 13 kWh de energía, la batería de iones de litio de alto voltaje permite una autonomía en modo totalmente eléctrico de hasta 55 km en el ciclo WLTP, y lógicamente en España está versión tendrá derecho a la etiqueta 0 de la DGT.

El Octavia iV estará disponible en todos los modelos y con cualquiera de los niveles de acabado, excepto con el acabado Active y el modelo Scout. Mientras que la capacidad de maletero de la berlina se reduce a los 450 litros, y la del Combi hasta los 490 litros. Los Octavia iV también incluyen un depósito de gasolina ligeramente más pequen?o (40 l en vez de 45 l), la placa iV en el portón trasero, la pantalla central de 10 pulgadas con un logo de bienvenida iV y pantallas específicas para mostrar información del sistema híbrido.

Con interruptor en lugar de palanca de cambio

El nuevo Octavia es el primer Skoda en usar tecnología de cambio de marchas electrónico en su transmisión DSG, que transmite la marcha seleccionada de forma electrónica. Por ello se sustituye la tradicional palanca de cambio por un pequeño interruptor basculante para seleccionar los distintos modos.

En el interior del nuevo Octavia se respira calidad, amplitud y ergonomía. El modelo checo estrena una nueva pantalla de 10 pulgadas con un novedoso botón deslizante para ajustar el volumen, la última generación de Virtual Cockpit opcional, con una pantalla de 10,25 pulgadas, streaming multimedia y un sistema de sonido Canton con doce altavoces. También estrena un Head-up display en opción, así como unos asientos ergonómicos con ventilación y sello de aprobación de la Campaña Alemana por unas Espaldas más Saludables. Pero sin duda el espacio sigue siendo la virtud dominante en los nuevos Octavia. Y aunque la distancia entre ejes se mantiene invariable, se han ganado centímetros por todas partes, incluido el espacio reservado a las piernas de los pasajeros de las plazas traseras. Lo comprobamos en persona sentándonos en una posición nada forzada al volante y a continuación, sin mover el asiento, trasladándonos a la parte trasera justo detrás del conductor. El resultado es que con nuestros 1,86 metros nos sobran casi 5 centímetros para rozar con el respaldo delantero y la cabeza queda lejos del techo del coche, derrochando espacio Lastima que el túnel central siga teniendo un tamaño desmesurado que dificultará el acomodo de un quinto ocupante.

El nuevo diseño del Skoda Octavia ha logrado, además de un coche que destaca por su elegancia, una excelente aerodinámica a partir de un coeficiente de 0.24 para la berlina y 0.26 para el Combi. De hecho, la cuarta generación del Octavia se convierte así es uno de los coches más aerodinámicos del mundo en su segmento, con mejoras en consumo, emisiones, prestaciones y sonoridad.

Opcionalmente el nuevo Octavia puede encargarse con equipamientos del segmento Premium al estilo de los faros Matrix full LED, Control de crucero predictivo, Asistente de giro, Área view, airbag de rodilla, freno multicolision o Alerta de tráfico cruzado posterior. Y además de los reglajes de chasis de serie, es posible elegir entre dos opciones adicionales: una suspensión deportiva 15 mm más baja y un chasis Rough Road que proporciona una distancia al suelo 15 mm mayor. El Control de Chasis Dinámico, disponible opcionalmente, ajusta constantemente la suspensión y la amortiguación, y dispone de Selector de Modo de Conducción con la novedad de un modo Individual que permite ajustar las preferencias por apartados.

El nuevo Octavia llegará a los concesionarios españoles el próximo mes de mayo en carrocería Combi. En julio llegará la berlina y en septiembre el Octavia de gas GNC y el iV híbrido enchufable. Lo que no hay son fechas para la aparición del Octavia RS de 250 CV. Y de momento el Octavia berlina ya ha dejado de salir de la línea de montaje debido a que Skoda considera que hay suficientes unidades en stock. El que sí se seguirá construyendo es el Combi ya que al ser la versión más vendida en el mundo todavía tienen muchos pedidos por entregar. Se desconocen por el momento los precios de esta cuarta generación del Octavia.

Artículos recomendados

Sigue Motor16