comscore

Motor bóxer y motor con cilindros opuestos: ¿Son lo mismo?

Los motores de combustión interna han evolucionado a lo largo del tiempo, y entre las diversas configuraciones, dos términos que a menudo se entrelazan son «bóxer» y «con cilindros opuestos».

A primera vista, podrían parecer intercambiables, pero en el mundo automotriz, cada uno tiene sus propias características distintivas. En este artículo, exploraremos las diferencias y similitudes entre estos dos diseños que comparten una disposición peculiar de cilindros.

Cada cosa es los que es

tipos de motor

Comencemos por desglosar cada término. Un bóxer es un tipo específico de motor de combustión interna en el que los cilindros están dispuestos en dos filas opuestas, y los pistones se mueven hacia afuera y hacia adentro en direcciones opuestas. Esta disposición crea un perfil plano y ancho contribuyendo a un centro de gravedad más bajo y, en muchos casos, a un mejor equilibrio.

Por otro lado, el término «con cilindros opuestos» es más general y simplemente se refiere a cualquier motor en el que los cilindros estén dispuestos en oposición. Esto puede incluir no solo bóxer, sino también en V-opuesto, donde los cilindros están dispuestos en dos bancos en forma de V.