Mercedes 500K Special Roadster. Con una historia única
SUPERARÁ LOS 5 MILLONES

Mercedes 500K Special Roadster. Con una historia única

La prestigiosa casa de subastas Bonhams encontrará un nuevo hogar a este singular Mercedes 500K Special Roadster, un ejemplar único y con una vida muy ajetreada.

Julián Garnacho

Julián Garnacho Twitter

18 de Agosto 2016 10:15

Comparte este artículo: 28 0

El Mercedes 500K es uno de los vehículos más raros y más exclusivos jamás fabricados por la firma de la estrella. Esta singularidad le permite alcanzar el millón de euros en cualquiera de las subastas donde hacen presencia. Sin embargo, este ejemplar que subastará Bonhams es aún más especial y eso hará que su precio se incremente exponencialmente. Decir que por este ejemplar en concreto, subastado el pasado mes de febrero se pagaron 9.900.000 dólares.

Generaba 180 CV de potencia

Los Mercedes 500K fueron fabricados entre los años 1934 y 1936. Se conocían con el código W29 y su denominación K provenía precisamente de la sobrealimentación por medio de un compresor Roots, el cual potenciaba drásticamente su propulsor de ocho cilindros en línea, que eran capaces de generar una potencia de 180 CV. Gracias a semejante potencia, esta máquina que superaba los 2.700 kilos de peso era capaz de superar los 160 km/h de velocidad punta. Y recordemos que hablamos de 1934.

Entre los años 1934 y 1936 Mercedes Benz fabricó tan sólo 342 ejemplares de su 500K. Los más Entre los años 1934 y 1936 Mercedes Benz fabricó tan sólo 342 ejemplares de su 500K. Los más "raros" son los Special Roadster como éste, de los que sólo existen 29 unidades, esta en concreto, esconde una curiosa historia y será subastada por Bonhams.

La firma de la estrella ofrecía sus exclusivos Mercedes 500K con tres tipos diferentes de chasis y con ocho estilos diferentes de carrocería. Entre todos ellos, sólo se fabricaron 342 ejemplares, pero los Special Roadster son aún más exclusivos, pues de estos sólo fueron fabricados 29 unidades. Esta es una de ellas, y además tiene una curiosa historia.

Con una historia particular

Este Mercedes 500K Special Roadster fue encargado por el empresario alemán Hans Prym, pero el vehículo desapareció en 1945 mientras cumplía pena de prisión. Fue requisado por las tropas estadounidenses y misteriosamente nada más se sabió de este exclusivo Mercedes.

La denominación La denominación "K" proviene de que su propulsor de ocho cilindros en línea contaba con una sobrealimentación por medio de un compresor (Kompressor en alemán) Roots. Su motor ofrecía 180 CV de potencia y le permitía alcanzar una velocidad máxima de 160 km/h.

En realidad, ahora se sabe que fue enviado a los Estados Unidos y vuelve a ver la luz en el año 2011, cuando es vendido por 3,7 millones de dólares al coleccionista holandés Frans Van Haren. Cuando su afortunado propietario pretende enviarlo a la exposición Techno Classica de Essen, es requisado por las autoridades, pues sus primeros propietarios lo reclaman.

En el año 2012, el tribunal de Hamburgo dictaminó que las tropas estadounidenses no tenían derecho a requisar el vehículo y por lo tanto, no podían venderlo, de forma que el vehículo debería regresar a manos de los herederos de Hans Prym. Ahora estos herederos han decidido deshacerse de este exclusivo Mercedes 500K Special Roadster y será Bonhams quien lo ofrezca en la próxima subasta, donde esperan recaudar entre 5 y 7 millones de euros.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Sigue Motor16