viernes, 30 septiembre 2022

Se llama ‘la bestia’ y es el coche en el que viajará Biden por Madrid

Gracias al mundo del cine en gran medida, todos estamos familiarizados con la existencia del Air Force One, el avión en el que viaja el presidente de los Estados Unidos. Pero, ¿conoces los secretos de ‘la bestia’? Así es es como se llama el coche en el que viaja Joe Biden y que ahora pisa las calles de Madrid.

Sin duda alguna el impresionante Boeing 747-200 conocido con el nombre de Air Force One se ha convertido en uno de los aviones más reconocidos del mundo. Se trata de la aeronave en la que viaja el presidente de los Estados Unidos y está equipado con enormes medidas de seguridad. Sin olvidarnos de la escolta que acompaña a este singular avión, en cuyo interior hay un despacho conectado con el mundo entero y con el máximo lujo. Tanto que no tiene nada que envidiar al mismísimo despacho oval.

La bestia visita las calles de Madrid

La bestia. Cadillac One. Joe Biden. Imagen estática.

Pero el presidente Joe Biden también viaja en un vehículo de máxima seguridad también en tierra. Para desplazarse a diferentes actos oficiales no vale cualquier vehículo y ahora ese singular coche pisa las calles de Madrid con ocasión de la cumbre de la OTAN. ‘La bestia’ llega directamente de Estados Unidos en su Air Force One y estos son los secretos de un Cadillac muy especial.

En realidad ‘la bestia’ no es otra cosa que un Cadillac One. Precisamente ese nombre le hace especial, porque está creado para la persona más importante de Estados Unidos… Y casi del mundo entero.

Mide 5,5 metros de largo y acaricia las 7 toneladas

La bestia. Cadillac One. Joe Biden. Imagen gráfico.

Este Cadillac One es un vehículo que mide 5,5 metros de longitud. Eso vienen a ser 31 centímetros más de lo que mide un Audi A8. Pero lo que hace especial a ‘la bestia’ es que es un verdadero búnker con cuatro ruedas. Para empezar, decir que su carrocería está completamente blindada con materiales como el titanio y el acero de alta resistencia. Ese material extra para acorazar la carrocería de ‘la bestia’ hace que este coche tenga un peso entorno a las 9 toneladas.

Semejante criatura le permite soportar el impacto de una bomba o de varias granadas. Y es que las puertas tienen un espesor de 20 centímetros. Más gruesos aún son los bajos este Cadillac One acorazado.

Protección especial tiene el depósito de gasolina que tiene ‘la bestia’. Este componente tiene un recubrimiento semejante al que utilizan los coches de competición. Vestido con una espuma, este material permite que no haya deflagraciones en caso de disparos.

Las ventanas también son muy especiales. Estos vidrios están compuestos por varias capas de cristal y de policarbonato. Tienen un grosos de 13 centímetros y son fijos, porque su elevado peso impide colocar un motor. Ahora bien solo el del conductor se puede bajar unos pocos centímetros para comunicarse con el exterior en caso necesario.

Otro elemento especial para ‘la bestia’ son sus neumáticos. Estos solo se parecen a los de tu coche en que son negros y redondos. Y es que presentan la particularidad de que están reforzados con kevlar y que en su interior hay una espuma para poder circular sin necesidad de aire. Además están colocados en unas llantas de acero especiales, que aportan tracción y dirección llegado el caso de perder por completo el neumático.

La bestia no es rápida, pero es un tanque

joe biden volante Motor16

Mover nueve toneladas de peso no se puede dejar al azar. Para ello los ingenieros de Cadillac recurren a un motor diésel. No por ser más ahorrador de cara al consumo de carburante, sino por la particularidad de que este combustible es menos inflamable que la gasolina sin plomo. Sin más.

No se han buscado las máximas prestaciones, además de que su 6.6 V8 eroga 300 CV de potencia. Este demanda 15,6 segundos para poder acelerar de 0 a 100 km/h. Esa es precisamente la velocidad máxima de ‘la bestia’.

Suspensiones, freno y dirección también han sido concebidos para soportar las exigencias de un coche de siete toneladas. Lo mismo ocurre con el conductor. Un miembro del servicio secreto específicamente entrenado para afrontar maniobras de escape y de esquiva sin ningún problema.

Del interior de ‘la bestia’ poco se sabe. Sin embargo el Cadillac One está concebido para que puedan viajar siete ocupantes en su interior. Aquí no falta un sistema de comunicación por satélite, un sistema de extinción de incendios, cámara de visión nocturna… Pero lo más curioso es que viaja con máscaras antigás, bombas de oxígeno, desfibrilador, bolsas de sangre del mismo tipo que las del presidente Joe Biden…

Y por si no fuera suficiente, se especula que en su interior también se esconden ametralladoras, escopetas de gases lacrimógenos, sistema de descarga de 120 voltios en sus puertas… Sin pasar por alto una comitiva de seguridad con nunca menos de veinte vehículos a su alrededor.