lunes, 8 agosto 2022

La plataforma modular de Volkswagen MQB cumple una década

La plataforma modular transversal de VW MQB cumple una década. Esta plataforma es un hito en el mundo de la automoción, que ha servido como base a más de 32 millones de coches. Esta plataforma fue una adelantada a su tiempo, anticipando los conceptos de flexibles de accionamiento y las sinergias a través de las líneas de productos. La plataforma MQB supuso toda una revolución en la automoción.

Plataforma MQB

Desde su lanzamiento en 2012 ha servido de base para una amplia gama de modelos. Dando origen a vehículos tan dispares como el Polo europeo, el Atlas de Estados Unidos o el Teramont de China.


De la misma forma el concepto ha sido trasladado hasta la fabricación de la familia eléctrica ID. Basados en la plataforma MEB, la adaptación de la MQB a un entorno electrificado. La siguiente generación de eléctricos recurrirá a la plataforma SSP, Scalable System Platform,que ya está 100% adaptada a la conducción autónoma.
Ralf Brandstätter, consejero delegado de Volkswagen Turismos, ha declarado: “La MQB no solamente sirve como matriz tecnológica para nuestros modelos con motores de combustión con un motor transversal. También es el pilar de nuestra eficiencia económica y resiliencia. Los vehículos basados en la MQB contribuyen significativamente a financiar las cuestiones clave para el futuro en el marco de la estrategia ACCELERATE de la marca. Esta estrategia abarca la electromovilidad, la digitalización, los nuevos modelos de negocio y la conducción autónoma”

La plataforma MQB debutó con el Golf VII de 2012, con un vehículo que salió de la línea de montaje en octubre de 2012, demostrando inmediatamente el gran potencial del concepto modular. Aportaba a sus creaciones una tecnología sofisticada, con menor peso y un diseño dinámico, gracias en gran medida a sus voladizos cortos.

Plataforma MQB, la base del Audi A3


Dentro de Audi el primer modelo fue un Audi A3 de tercera generación, lo que permitió la estandarización de procesos de producción en todas las áreas, lo que se tradujo en una mayor flexibilidad y en una reducción de costes de desarrollo dentro de todo el grupo alemán