Kia Proceed. Un familiar deportivo para coronar la gama Ceed
ESTRENO EN PARÍS

Kia Proceed. Un familiar deportivo para coronar la gama Ceed

Tras la versión compacta del Ceed y el familiar, Kia refuerza su gama con la tercera de las cuatro variantes que tendrá. Se llama ProCeed y es un familiar deportivo disponible sólo con los acabados GT y GT Line, y ofrecerá motores de gasolina de 120, 140 y 204 caballos, y un diésel de 136.

Pedro Martín

Pedro Martín

13 de Septiembre 2018 12:30

Comparte este artículo: 0 4 0

Desde comienzos del próximo año, cuando llegue a España el ProCeed ahora desvelado, el público podrá elegir entre dos Ceed de perfil familiar. Uno es el Sportswagon, ya a la venta y que sorprende con sus 625 litros de maletero, y otro es este sorprendente ProCeed, de estilo shooting brake que podríamos definir como familiar deportivo. Una fórmula poco usada en este segmento C, pues en fechas recientes sólo tenemos como precedente el Mercedes CLA Shooting Brake, que curiosamente no tendrá sustituto en la nueva generación de la Clase A ahora lanzada.

El ProCeed, desarrollado exclusivamente para Europa y que se fabricará también en Eslovaquia, mide prácticamente lo mismo que el Sportswagon si los observamos desde arriba, pues ambos comparten anchura y la longitud es sólo 5 milímetros mayor en la variante deportiva: 4.605 milímetros de largo, exactamente. Y también la distancia entre ejes, de 2.650 milímetros, es la misma. Las diferencias crecen si observamos el ProCeed de perfil, pues del Sportswagon sólo conserva la chapa de la puerta delantera. Lo demás, cambia, e incluso la altura disminuye 43 milímetros, de los que 5 corresponden a la reducción de la altura libre al suelo. La línea del techo es más curvada, de estilo coupé, y la luneta posterior está mucho más inclinada: 64,2 grados, frente a los 50,9 grados de inclinación en el Sportswagon o los 52,4 grados en el Ceed normal, de cinco puertas.

Interior muy similar a los otros Ceed

Visto desde atrás el ProCeed también es diferente. Primero, porque luce en el centro el emblema PROCEED, y además por el mayor tamaño del alerón posterior, la tercera luz de freno de mínimo tamaño,el paragolpes específico o el doble escape que caracteriza a los acabados GT y GT Line, únicos disponibles en este nuevo modelo. Y en el frontal encontramos un paragolpes también especial.

El interior tiene muchos puntos en común con los otros Ceed, pero los diseñadores le han dado aquí y allá ciertos toques deportivos, como acabados de tono negro donde el resto optan por el gris, un volante achatado ligeramente en su cara inferior y, para las versiones dotadas de la caja automática de doble embrague, levas metálicas de cambio. En cuanto al maletero, el ProCeed no alcanza los 625 litros del Sportswagon, que le convierten en líder del segmento, pero se queda cerca, y sus 594 litros de volumen suponen un 50 por ciento de mejora respecto al Ceed de cinco puertas. Además, tiene carriles de sujeción en el suelo, el respaldo trasero está dividido en secciones 40:20:40 y en opción podemos pedir el portón de apertura automática.

Pasando al terreno mecánico, el ProCeed comparte con el resto de la gama Ceed su suspensión, aunque ésta ha sido personalizada durante seis meses más buscando deportividad extra y el mejor compromiso entre eficacia y confort, sea cual sea la carga soportada. En cuanto a las llantas, las versiones GT Line permitirán elegir entre 17 y 18 pulgadas, mientras que el GT se asocia a las de 18 pulgadas, y como equipo opcional estarán disponibles los neumáticos Michelin Pilot Sport 4, que optimizan el agarre.

3 motores para elegir

El nuevo familiar shooting brake de Kia permitirá elegir, en el caso de las versiones GT Line, entre los motores de gasolina 1.0 T-GDi y 1.4 T-GDi (tricilíndrico de 120 CV de potencia y 172 Nm de par el primero, y de cuatro cilindros con 140 CV y 242 Nm el segundo) o el moderno diésel 1.6 CRDi, exclusivamente en su variante de 136 CV, que rinde 280 Nm de par si va unido al cambio manual y 320 Nm cuando se une a la caja automática de siete marchas, que también se ofrece en el 1.4 T-GDi de gasolina. Como opción más enérgica, el ProCeed GT recurre al 1.6 T-GDi de gasolina, que rinde 204 CV y 265 Nm (es idéntico al utilizado por el nuevo Ceed GT), y se vincula por vez primera al cambio automático DCT, aunque el cliente podrá pedirlo también con la transmisión manual, de seis velocidades.

Y si hablamos de tecnología y equipamiento, en el interior encontramos la pantalla central flotante de 7 pulgadas, o de 8 pulgadas en opción, ya con navegación y preparada para el sistema Kia Connected Services desarrollado por TomTom, que funciona con Apple CarPlay y Android Auto. Y en los ProCeed dotados de cambio automático es de serie el Drive Mode Select, que permite elegir entre los programas Normal y Sport para variar la respuesta del motor o la asistencia de la dirección.

En la dotación, bien de serie o en opción, aparecen también el parabrisas delantero térmico, el cargador inalámbrico del smartphone, los asientos delanteros calefactados y ventilados, o los asientos traseros calefactados; y la relación de asistentes de conducción es extensa, hasta el punto de alcanzarse el Nivel 2 de conducción autónoma; destacando, como equipo de serie, los faros con luces de carretera automáticas, la alerta de fatiga del conductor, el sistema de mantenimiento en el carril o el aviso de riesgo de colisión frontal. Pero también se ofrece el Lane Following Assist, que a velocidades entre 0 y 180 km/h controla el vehículo que circula por delante para mantener la distancia de seguridad al tiempo que vigila que no nos salgamos del carril, actuando sobre acelerador, freno o dirección para corregir la trayectoria y la velocidad. Y hay que sumar otros dispositivos avanzados, como el control de crucero activo con función Stop & Go, el aviso de colisión por riesgo en el ángulo muerto lateral, la alerta de tráfico cruzado posterior o el asistente de aparcamiento.

El Kia ProCeed será presentado en el Salón de París, a comienzos de octubre, y su comercialización arrancará a caballo entre 2018 y 2019, para iniciarse las entregas en enero o febrero de 2019. En cuanto a precios, es pronto todavía para dar cifras, pero se habla de unos 1.000 euros extra respecto al Ceed Sportswagon, a igualdad de mecánica y equipamiento.

Artículos recomendados

Noticias relacionadas

Vídeos relacionados

Sigue Motor16